La mayoría de la población opinó sobre cuestiones sociales

Raúl ha sido claro y explícito.

Jesús Guanche Pérez, historiador y antropólogo

Los cambios son imprescindibles para actualizar el modelo cubano de socialismo, pero con pasos firmes y especialmente sin improvisaciones de contingencia.

 

Si no se actúa según la complejidad de cada situación se vuelve a correr el peligro de errar. Todos los cambios necesarios, especialmente el de desatar definitivamente el nudo de las fuerzas productivas, deben propiciar un golpe demoledor contra la corrupción, la de abajo y especialmente la de arriba, que también influye en trabar todo lo que pueda ser trabado.

Es imprescindible pensar y actuar en sistema, para ello hay que apoyarse, quieran o no, en los avances de las ciencias, sin exclusión. Por cierto un entrañable y prestigioso amigo me dice reiteradamente, si el socialismo no se apoya en la antropología cultural y social, se muere de aburrimiento o se suicida.

Para eso todavía hay que bregar con quienes no acaban de entender que el medio y el fin del desarrollo es el ser humano en su diversidad de expresiones culturales y de opciones personales y que la economía, por exitosa que sea es solo un medio.

Por eso la mayoría de la población opinó sobre cuestiones sociales, que como otras fueron consideradas para la versión aprobada de los Lineamientos. En fin, ahora es necesario pasar a los hechos de modo firme y sin prisa.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.