Más estadounidenses interesados en conocer la realidad cubana

Alrededor de 60 delegaciones han visitado Cuba a través de una organización no gubernamental de inspiración cristiana.

Jorge Luis Baños - IPS

El Cmmlk tiene entre sus objetivos promover el movimiento de solidaridad con Cuba

La Habana, 10 jul.- Tras una pausa de cuatro años, los intercambios del grupo Acción Permanente por la Paz (APP) y el Centro Memorial Martin Luther King (Cmmlk) se incrementaron desde 2009 hasta la fecha, según datos difundidos en la revista cubana Caminos.

 

El número especial de esa publicación de pensamiento socioteológico dedicado a los 25 años del Cmmlk, institución ecuménica con sede en La Habana, da cuenta del estrechamiento de vínculos entre ambas entidades en un artículo firmado por el profesor universitario estadounidense residente en Venezuela, Patrick Leet.

La APP y el Cmmlk comparten el compromiso con la paz, la justicia y el desarrollo sostenible de los pueblos del continente americano, principios sobre los que se sientan las bases del trabajo conjunto.

En su texto, Leet afirma que en 2012 aumentó considerablemente la cifra de delegaciones que visitan la isla procedentes de Estados Unidos, una práctica iniciada en 1999 con la presencia de voluntarios del equipo internacional de APP en el Cmmlk.

Por cambios en las leyes del gobierno del país norteño, el programa se detuvo entre 2005 y 2009. Los viajes de turismo de estadounidenses a Cuba están prohibidos desde los años 60 del pasado siglo, pero se permiten las visitas dentro de programas de intercambio cultural.

Desde que ambas partes hicieran contacto en Nicaragua, alrededor de los años 80 del pasado siglo, fueron identificadas como bases para el intercambio la fe en la capacidad de las personas y sus luchas por cambiar las relaciones humanas y políticas, incluidas las existentes entre Estados Unidos y Cuba, según explica Leet.

El académico añade que la organización independiente y el Programa de Solidaridad Internacional del Cmmlk trabajan en la recepción de grupos de norteamericanos “para propiciar en ellos un proceso de concientización”, dar a conocer “el rostro humano de Cuba” y lograr que de regreso a Estados Unidos se impliquen en la lucha por levantar el bloqueo contra el país caribeño.

“Para los miembros del equipo internacional de APP, los aprendizajes en los espacios y procesos compartidos con el CMMLK han sido enormes”, sostiene el catedrático.

“Hablar del Centro y su impacto -continúa- es hablar de miles de personas a nivel nacional e internacional que forman parte de los valores, el trabajo, y la lucha compartidos para transformar a las personas y cambiar la realidad en busca del ´otro mundo posible´ que tanto requerimos”.

En declaraciones publicadas en mayo por la revista de cultura cubana La Jiribilla, la directora ejecutiva de APP, Sharon Hostetler, informaba que la cifra de norteamericanos que han visitado Cuba gracias a estas coordinaciones, asciende a más de 1.200.

Hostetler opina que el personal del Centro ha recibido a las delegaciones de APP con mucha paciencia y un gran compromiso con la paz: “me parece que el trabajo por la paz con justicia muchas veces nos lleva por caminos desconocidos. Pero cuando trabajamos en comunidad, con un compromiso común, encontramos el camino con nuevos retos y éxitos”, subraya.

Tanto la directora ejecutiva de APP como el profesor Leet demuestran en sendos textos su confianza en el progreso de las relaciones entre la organización y el Cmmlk como su contraparte en Cuba.

“Desde 1983 APP ha trabajado con miles de personas y ha compartido ese trabajo con muchas organizaciones contrapartes en Colombia, Guatemala, Haití, México, Nicaragua, Venezuela y otros países. Así y todo es difícil imaginar una relación que supere la confianza política y humana que tiene con el Cmmlk”, sostiene Leet.

Con sede en Washington, APP se declara una organización de base, sin fines de lucro y políticamente independiente, que agrupa a personas comprometidas con la no-violencia y dirigidas por la fe y la conciencia. (2012)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.