Obispos católicos invitan a recibir al Papa

Benedicto XVI oficiará sendas misas en las Plazas de la Revolución de Santiago de Cuba y La Habana.

Jorge Luis Baños - IPS

Benedicto XVI es el segundo Papa que visita Cuba, después de que Juan Pablo II lo hiciera en enero de 1998

La Habana, 2 mar.- En un comunicado dirigido a las personas devotas y a todo el pueblo, la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba convocó a celebrar tres días de oración y misión en todas las comunidades del país, la semana antes de la visita del Papa Benedicto XVI, que estará en tierras cubanas del 26 al 28 de este mes de marzo.

“Proponemos que el jueves 15 de marzo sea un día dedicado a la oración eucarística en todas las comunidades, el viernes 16 sea un día de ayuno y el sábado 17 sea un día para realizar obras de misericordia, estas acciones se ofrecerían por los frutos espirituales de la visita del Santo Padre”, convocó el texto, que hoy reproduce el diario oficial Granma.

Asimismo, la jerarquía católica animó a las personas a participar en las misas que oficiará Benedicto XVI en la isla, previstas para el lunes 26 de marzo en la Plaza Antonio Maceo, en la ciudad oriental de Santiago de Cuba; y el miércoles 28 de marzo, en la capitalina Plaza de la revolución José Martí.

Además, el periplo papal incluirá la visita el martes 27, a las 9:30 a.m., a la Virgen de la Caridad en la Basílica Santuario Nacional del Cobre, en la provincia de Santiago de Cuba, a 860 kilómetros al sureste de La Habana.

Para la Conferencia de Obispos Católicos este hecho “alentará sentimientos y actitudes de amor cristiano, misericordia, gratitud y reconciliación entre todos los cubanos”, en especial porque coincide con el Año Jubilar Mariano, que conmemora los 400 años del hallazgo de la Virgen de la Caridad, la Santa Patrona de Cuba.

Del 8 de agosto de 2010 al 31 de diciembre de 2012, la imagen de la diosa cubana peregrinó por comunidades de todo el país para bendecir lugares públicos como escuelas, hospitales, universidades, templos, plazas y prisiones. Esta celebración fue considerada por la jerarquía católica también como un motivo de unión para la población cubana, sin distinción de credo.

Por su parte, como preparación de la visita del Papa a Cuba, la Arquidiócesis de La Habana realiza, del 10 de febrero al 16 de marzo, el Via Crucis viviente y público, organizado por las parroquias de las zonas y que usualmente termina con palabras del cardenal Jaime Ortega.

 

A continuación, la Redacción de IPS en Cuba reproduce el texto:

Comunicado de la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba

“A Jesús por María, la Caridad nos une”

¡Bienvenido Santo Padre Benedicto XVI Peregrino de la Caridad!

A todos los cubanos:

Como se ha anunciado a través de los medios de comunicación el Santo Padre Benedicto XVI visitará, Dios mediante, nuestro país del 26 al 28 de marzo próximo. Un particular entusiasmo se está viviendo en las comunidades y parroquias católicas con esta buena noticia.

Esta visita cumple un deseo que por largo tiempo ha estado vivo en el corazón de los católicos y de muchos cubanos que se identifican o se sienten parte de la Iglesia Católica.

Este ha sido, también, un deseo del Papa quien, a pesar de los límites que le impone la edad y su gran responsabilidad en la Iglesia y en el mundo, ha querido venir a acompañar y a celebrar con los cubanos el IV Centenario del hallazgo y la presencia de la bendita imagen de la Virgen de la Caridad en nuestra patria.

El Santo Padre nos visitará en su condición de Pastor Universal de la Iglesia Católica, sucesor del apóstol San Pedro a quien Jesucristo encomendó la misión de confirmar en la fe a sus hermanos y ser signo de la unidad de la Iglesia en el mundo.

Desde Roma los Papas han presidido a la Iglesia hace veinte siglos, en la Verdad del Evangelio y en el Amor Cristiano. Benedicto XVI es el Papa 265, a partir del apóstol San Pedro, quien fue el primero, hasta nuestros días.

El Papa viene a nuestro país como Peregrino de la Caridad. Como sabemos Caridad es el nombre que los cubanos damos a la Virgen María, la Madre de Jesucristo, y con este nombre ha acompañado, protegido y aliviado a nuestro pueblo en todos los momentos de nuestra historia desde hace 400 años.

Caridad quiere decir, también, amor cristiano, como el que nos mostró y mandó Jesús al decirnos “ámense unos a otros como yo los he amado”. (Jn 15, 12)

Relevancia particular tiene la visita del Papa a Cuba dentro del Año Jubilar Mariano, después de la preparación que durante tres años se ha tenido en las comunidades y con el inolvidable y gozoso recuerdo del recorrido de la imagen de la Virgen Mambisa a lo largo y ancho de nuestro país.

El paso de la imagen de la Virgen ha convocado y reunido a millones de cubanos que rezaron, cantaron, lloraron y vivieron emotivas experiencias religiosas. Algunos sintieron reavivar la fe, tal vez oculta o dormida y otros hicieron su primer acercamiento a Jesucristo por medio de la Virgen. Los miembros de las comunidades la recibieron y celebraron jubilosos la presencia de la Madre del Hijo de Dios en sus vidas. Sin duda fue una experiencia de fe y de cubanía que el Santo Padre confirmará con su presencia y su palabra y, a la vez, alentará sentimientos y actitudes de amor cristiano, misericordia, gratitud y reconciliación entre todos los cubanos.

Con estos sentimientos y aspiraciones, los Obispos de Cuba queremos invitar a todo el pueblo a recibir al Santo Padre Benedicto XVI con el cariño y el entusiasmo de quien viene en nombre del Señor.

El Papa llegará a Santiago de Cuba, el lunes 26 de marzo a las 2:00 p.m. La Misa en la Plaza Antonio Maceo será a las 5:30 p.m. El martes 27 por la mañana el Santo Padre hará una visita a la Virgen de la Caridad en la Basílica Santuario Nacional del Cobre a las 9:30 a.m. y viajará posteriormente a La Habana, donde celebrará la Misa el miércoles 28 de marzo a las 9:00 a.m. en la Plaza José Martí.

Exhortamos a todos los fieles y a todo el pueblo a participar en las dos celebraciones de la Santa Misa que tendrán lugar en Santiago y en La Habana. Al mismo tiempo invitamos a todos los fieles a dedicar durante la semana anterior a la llegada del Papa tres días a la oración y a la misión, en tal sentido proponemos que el jueves 15 de marzo sea un día dedicado a la oración eucarística en todas las comunidades, el viernes 16 sea un día de ayuno y el sábado 17 sea un día para realizar obras de misericordia, estas acciones se ofrecerían por los frutos espirituales de la visita del Santo Padre.

El Año Jubilar 2012 está dedicado a agradecer a Dios el regalo que nos ha hecho de la Virgen de la Caridad, a poner en práctica, con mayor esmero y generosidad, el amor cristiano, a peregrinar hasta su Santuario del Cobre y tendremos, además, la oportunidad de meditar sobre las enseñanzas que el Santo Padre nos deje y de afianzar así las raíces cristianas de nuestra nación.

Que la Virgen de la Caridad del Cobre guíe y acompañe los pasos del Papa entre nosotros a quien con filial afecto recibimos como Peregrino de la Caridad, para que Él nos confirme en la fe, nos anime en la esperanza y nos haga solícitos en el amor.

Con nuestra bendición y afecto.

Los Obispos de Cuba

1 de Marzo de 2012 (2012)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.