Pintor camagüeyano juega partida doble en la Bienal

La principal cita de las artes plásticas en Cuba comenzó el 22 de mayo y se extenderá hasta el 22 de junio venidero.

Jover posa frente al cuadro “Los amigos se despiden”, que hoy se expone en la sala A de la Fortaleza de San Carlos de la Cabaña.

Foto: Jorge Luis Baños

La Habana, 27 may.- El artista de la plástica camagüeyano Joel Jover participa en dos espacios de la XII Bienal de La Habana, con obras que al cierre de la cita regresarán a su ciudad natal, en el centro cubano, y otras que permanecerán en un proyecto del pintor Alexis Leyva (Kcho).

Jover compartió con la Redacción IPS Cuba que sus creaciones están en una la exposición colateral en la fortaleza de San Carlos de la Cabaña, insertada en el proyecto colectivo Zona Franca.

“Presento La generación del Titanic, una exposición que habla precisamente de esa generación, en la que me incluyo, a la que le tocó vivir la hecatombe y naufragio que significó la caída del socialismo en Europa y la desaparecida Unión Soviética en 1991”, dijo.

En una decena de cuadros, Jover aborda temas importantes para una generación que se formó en la Revolución Cubana de 1959, entre ellos la emigración, sus motivos, causas y consecuencias como la separación de las familias y los amigos.

En piezas de dos y tres metros, el pintor comenzó en 2011 a trabajar esta idea sin todavía encontrar el camino que deseaba.

“Después de haber terminado la serie Cuestión de naturaleza quería retomar esa idea fija de enfocar lo que pasó ahí y las consecuencias de lo que el entonces presidente Fidel Castro llamó el `desmerengamiento´ del socialismo, que afectó a una generación completa que tenía ese modelo como paradigma de sus vidas”, recuerda.

“Esta propuesta tenía que ser distinta porque trataba un problema serio y muy filosófico, dirigido a un público que analice las consecuencias del proceso”, dice mientras muestra en su taller, en Camagüey, la pieza Los amigos se despiden, que ahora está expuesta en la sala A de la Fortaleza de San Carlos de la Cabaña.

Mientras que en el proyecto de Kcho, el Museo Orgánico del Romerillo, Jover intervendrá la tienda y la casa consultorio del médico de la familia.

“En la tienda pintaré un gran mural y en el consultorio se trabajará en mejorar el entorno con plantas, esculturas y pinturas”, dice Jover.

Mientras Joel esté en la bienal, en su estudio de la plaza camagüeyana San Juan de Dios lo espera una nueva serie, que le trae al creador más de una alegría.

“Estoy metido en una serie muy extraña con lienzo y madera. Utilizo muchos elementos variados: la pintura, el collage, pongo todo lo que se me ocurre en marcos muy toscos”, comenta con entusiasmo.

Este salto del lienzo a la madera tiene explicaciones.

“Cuando me puse a hacer las esculturas, me di cuenta que el material era más orgánico y fuerte. Me permitía cosas que no puedo hacer en el lienzo como clavar, pegar, usar libros, chapas, pedazos de cosas, sierras, discos, guía telefónica y otros artículos”, explica.

También por mucho tiempo utilizó materia en los cuadros como fotos de gente y fragmentos de objetos, pero eso era un problema a la hora de envolverlos, detalla.

“Había hecho El arte de reciclar el arte, que eran libros pegados sobre madera y esas cosas y me dio buen resultado pero lo dejé ahí y volví al lienzo, adonde pienso regresar”, argumenta el creador del Simulador, un personaje que lo acompaña de serie en serie desde 1988 para aludir a este tipo de personas.

“Hay un elemento que debe estar siempre, el Simulador, que una veces puede tener un pez como símbolo de vida o una sierra, en alusión a lo que significa la Sierra Maestra (complejo montañoso) para los cubanos, pero siempre va a estar la máscara”, explica.

Jover ha realizado más de un centenar de exposiciones personales y colectivas y su obra ha logrado ubicarse en espacios de importantes museos y galerías nacionales y extranjeras, además de colecciones privadas en Cuba y otras naciones.

La XII Bienal de La Habana es un encuentro de carácter eminentemente cultural, con una experiencia de más de 30 años. (2015)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.