Esteban es el personaje que todo actor quisiera tener

Afirma el joven actor cubano Niu Ventura Bring, quien interpreta el personaje de Esteban joven, en la película Bailando con Margot, primer largometraje de ficción del realizador Arturo Santana.

Niu Ventura Cortesía de la autora

Niu Ventura Cortesía de la autora

Foto: Niu Ventura Cortesía de la autora

Hace pocos días, Arturo Santana, un prolífico director de audiovisuales que cuenta en su currículo con varios cortometrajes de ficción, anuncios publicitarios y documentales, terminó el rodaje de su primer largometraje de ficción, titulado Bailando con Margot, un proyecto largamente acariciado que, en sus inicios, se concibió como tres cuentos de boxeo y que se desarrolla en épocas distintas y con elementos de farsa.

Bailando con Margot es una película ambientada en La Habana, entre 1914 y 1958, con cruces de géneros, elementos del llamado cine negro, deporte y pequeñas dosis de musical, que además deviene homenaje al séptimo arte.

Entre los protagonistas del filme, producido bajo los preceptos del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC), de conjunto con la Villa del Cine de Venezuela, se encuentra el joven actor Niu Ventura Bring, quien interpreta el personaje de Esteban joven.

Cuenta Niu que estaba trabajando en una telenovela cuando lo llamaron a un casting para el personaje de Esteban, donde varios actores aspiraban a obtener el mismo papel. En ese momento tuvo que aplicar los conocimientos adquiridos en la Escuela Nacional de Arte y, posteriormente, en el Instituto Superior de Arte. Así, comenzó a formar parte de elenco de Bailando con Margot, a menos de un mes del inicio del rodaje.

¿Cómo es el personaje de Esteban joven?

Es el personaje que todo actor quisiera tener, no solo por ser el protagónico, sino por la cantidad de vicisitudes que enfrenta, los cambios que experimenta partiendo de que atraviesa tres épocas diferentes: 1918, 1928 y 1933, en las cuales se produce un cambio físico. En la película se realizó un estudio serio de la época porque, aunque comprende una etapa bastante cercana, cada período tiene una visualidad diferente.

Ha sido una clase de actuación para el estudio de los gestos, el vestuario, los accesorios, la psicología, la actitud, que es lo principal. Sobre todo cuando todo eso se hace dentro del código del cine que se diferencia del teatro y la televisión en muchos aspectos. Para mí ha sido fabuloso.

¿Qué significa para ti hacer tu primer personaje en un largometraje de ficción?

Es una oportunidad que debo agradecer. En segundo lugar, es una gran responsabilidad que debo defender. Pienso en los actores que asistieron al casting para el personaje. Eso me obliga a cumplir con las expectativas del director y a interpretarlo de la manera más digna posible.

Al principio me sentía un poco inseguro porque tuve menos de un mes para prepararme en las características del personaje y los diferentes oficios que ejerce: el hombre es manager, camarógrafo de cine. Ese estudio lleva tiempo.

Después, gracias al director, al equipo técnico y los otros actores, siento un poco más de seguridad. Por otra parte, los vestuarios, los ambientes, ayudan mucho a incorporar el personaje.

¿Cómo ha sido el trabajo con Santana?

Santana es un director bastante exigente. Desde el trabajo de mesa ha estado atento a mi trabajo. Esteban es como un niño pequeño que uno lo está criando con cariño porque quiere que crezca bien. Santana ha sido como un padre para mí, guiándome todo el tiempo.

Su ayuda me ha sido muy útil. Él me dio materiales para estudiar. Me aportó herramientas, a partir de su experiencia, que sirvieron para mi trabajo. Discutimos, en el buen sentido, cómo construir el personaje.

Tuve que investigar mucho, visitar museos de La Habana Vieja, leer la prensa, estudiar revistas de la época y ver algunas películas que me sirvieron de referente. Con lo que yo le he ido aportando creo que hemos llegado a una buena compenetración.

¿Con qué actores trabajas en el filme?

Margot joven es interpretada por Yenisse Soria, una actriz que conocí cuando estudié en el Instituto Superior de Arte. Trabajamos juntos en la telenovela Cuando el amor no alcance, de Jorge Alonso Padilla, que saldrá próximamente al aire. La química entre nosotros ha sido muy buena.

Por otra parte, el boxeador (Joe) amigo de Esteban está defendido por Jorge Enrique Caballero, con quien trabajé en el Teatro Buendía. Gracias a eso todo ha fluido muy bien.

Tuviste la posibilidad de rodar una secuencia que tiene lugar dentro del Vagón Mambí. ¿Qué sucede en esa secuencia?

En esa secuencia acabo de llegar a Cuba de Estados Unidos. Estamos en el año 1928 y voy a reencontrarme con el amor de mi vida, que es Margot.

Ojalá todo el mundo pudiera tener la experiencia de entrar al Vagón presidencial porque es muy confortable, muy lindo y con una gran carga de historia. A mí me dieron deseos de convertirme en presidente en ese momento mágico del rodaje. Fue muy cómodo trabajar en esa locación.

Algo que quisieras agregar.

Les deseo a todos los jóvenes actores que puedan pasar por esta experiencia del cine porque, desgraciadamente, no hay muchas posibilidades de participar en trabajos donde se hagan estudios serios de una época que no vivimos. Es una experiencia muy enriquecedora y abre el diapasón para el trabajo integral del actor.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.