LaJabaCity: humor con diseño cubano

Un diseñador y una periodista comparten pasiones: la comunicación como profesión, una relación de pareja, un adorable niño y un proyecto que vincula el humor, el diseño y las redes sociales en Internet.

Más de 500 seguidores en Facebook le ofrecen a LaJabaCity una retroalimentación instantánea cada vez que publica un nuevo diseño.

Este nuevo proyecto de Arnulfo Espinosa y Lisandra Fariñas gana cada día más “me gusta” y compartidos, con la sencilla fórmula de vincular en propuestas gráficas marcas comerciales mundialmente conocidas y frases cubanísimas que evidencian el gusto local por el humor.

Los comentarios en Facebook dan fe de la originalidad y aceptación de las ideas de LaJabaCity.

Por ejemplo, Abel González Alayón lo califica de “súper original, muy interesante su propuesta, la recomiendo a todos sin dudas”, mientras Iramis Alonso celebra la imaginación y sentido del humor. Es “algo diferente, ingenioso… excelente”, asegura.

Para saber más sobre esta iniciativa y sus posibilidades como identidad dentro del panorama visual cubano, IPS Cuba conversó con sus creadores.

Sobre el impacto en redes sociales como Facebook, el diseñador del proyecto comunicativo, Arnulfo Espinosa, comentó que “hemos podido apreciar desde la gestión del perfil que ha gustado y continúa ganando seguidores. Eso nos dice de alguna manera que tiene potencial para crecer”.

“De hecho, LaJabaCity tiene marca y eso es el primer requisito”, dijo el diseñador, especializado en construir marcas.

“Casi todos preguntan en las redes qué es y dónde está. Ocurre porque, al tener una identidad fuerte, es como si necesitaran corporizar el espíritu de esa idea que es ahora mismo LaJabaCity. Pero es un proyecto joven, que no llega aún a los seis meses de vida”, apuntó.

En ese sentido, el también profesor opinó que no es necesario salirse de las redes sociales para convertirse en una identidad dentro del panorama visual cubano.

“LaJabaCity ya podríamos decir que desde las propias redes sociales forma parte del panorama visual cubano, en tanto se nutre del imaginario cubano y lo enriquece devolviéndole mensajes que utilizan sus códigos propios”, explicó.

“Para vivir más allá de las redes necesitaría que sus mensajes se materializaran en diversos soportes que pueden ser textiles, papel, cerámica y que formen parten parte del entorno”, aseguró Espinosa. En tanto, la periodista Lisandra Fariñas añadió que no consiste solo en plasmarse en soportes materiales, “la idea es apropiarse del mensaje, comentarlo, contar a otro el chiste; esa ya es una puerta de salida de las redes”.

Ante la pregunta de hasta qué punto se puede jugar con imagotipos y logotipos de grandes marcas con derecho de autor y no cometer ningún delito, Arnulfo abundó sobre el funcionamiento de este tema en el caso de su proyecto:

“LaJabaCity no se apropia de las marcas, no las falsea. En todos sus mensajes queda claro que se trata de una parodia, un chiste. No utiliza el posicionamiento de estas para obtener beneficios de venta, es cuidadosa en no emitir mensajes negativos para las mismas o deslegitimarlas”.

Subrayó que “las marcas son para el proyecto lo que sería para un caricaturista una figura pública muy conocida. No es más que humor gráfico”.

LaJabaCity maneja este tipo de parodias, pero no es lo único que hace, también utiliza señales, frases conocidas, refranes populares, juegos de palabras… Y se hace eco de fenómenos sociales de la cotidianidad.

Es una especie de reflejo de la realidad, si se quiere ver de ese modo. Y la conexión es justamente el humor y la manera en que la población cubana ve el mundo y su contexto. Desde el terreno de los emprendimientos, IPS Cuba indagó sobre las posibilidades de convertir este proyecto en un modelo de negocio rentable.

Y Fariñas respondió que “tendría que convertirse primero en un negocio. Actualmente es apenas un proyecto que inicia y que recién comenzamos a tomarnos en serio y pensarlo como un posible emprendimiento”.

“Al principio era solo una forma de descargar (divertirse), a la manera de un diseñador, utilizando sus códigos y herramientas. Y a la manera de Arnulfo, pues, si se observa bien, el trabajo con la tipografía y las marcas es parte de su trayectoria”, acotó la periodista.

Cuba poco a poco se acerca a experiencias de interacción social genuinas en Internet. No es casual que emerjan y ganen popularidad proyectos como LaJabaCity, que si bien podrían compartir características con proyectos similares foráneos; han logrado perfilarse como propuestas que defienden, sobre todo, la identidad cubana. (2017)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.