Economía privada gana legitimidad en Cuba

Con la apertura de un nuevo mercado mayorista de alimentos, el gobierno cubano da un paso que promete otorgar estabilidad a las alternativas económicas no estatales.

Con la apertura del mercado mayorista de alimentos Mercabal, el gobierno comienza a responder a una vieja demanda del sector privado.

Foto: Tomada del periódico Granma

Después de esperar impacientemente durante casi una década, la actividad económica no estatal vio nacer en Cuba esta semana un mercado mayorista que le aproxima a beneficios reservados hasta ahora para las empresas estatales. La nueva opción favorece en un primer momento a cooperativas dedicadas a la gastronomía, pero abre una esperanza a otros negocios privados.

Las autoridades cubanas inauguraron el mercado mayorista de alimentos Mercabal en La Habana, con la promesa de hacerlo extensivo a los trabajadores por cuenta propia que desarrollan servicios gastronómicos en locales arrendados al Estado.

El nuevo centro, que cuenta ya con 35 clientes entre cooperativas de la capital, planea expandirse también a otros territorios del país. “En el caso de otras provincias, la implementación será de forma paulatina una vez que esta propuesta inicial esté en óptimo funcionamiento”, declaró la ministra de Comercio Interior (Mincin), Mary Blanca Ortega. La expansión se hará hacia “los lugares donde más trabajadores por cuenta propia existan”, dijo la titular.

Al inaugurarlo, Ortega explicó que ese mercado obedece a la voluntad del gobierno cubano de ordenar la cadena de distribución mayorista.

La iniciativa da cumplimiento a uno de los Lineamientos de la Política Económica y Social aprobado en 2011 como letra de las transformaciones del modelo económico cubano. La versión de ese documento programático que en 2016 reformuló el VII Congreso del Partido Comunista, reitera esa idea, aunque con más cautela.

“Se desarrollarán –postula el Lineamiento 251- mercados de aprovisionamiento que vendan a precios mayoristas y brinden los servicios de alquiler de medios y equipos, sin subsidio, al sistema empresarial, al presupuestado y a las formas de gestión no estatal”.

Mercabal, que opera con tarjeta magnética y en pesos cubanos, cuenta con medios de transporte para llevar a sus clientes la mercancía contratada por los mismos.

Una nueva puerta se abre ante cafeterías y restaurantes privados conocidos.

La directora general de Mercado Mayorista y Consumo Social, Vanessa Pérez, informó que el plan de la entidad es de 45.000 toneladas que se traducen en 10 millones de pesos al mes.

A medida que gane fortaleza, esta alternativa debe aliviar presiones que el abastecimiento de cafeterías y restaurantes no estatales ha generado sobre el consumo minorista.

En su oferta de más de 40 productos, Mercabal incluye harina de trigo, refrescos, cervezas, azúcar, sal, confituras, picadillo, hamburguesas y salchichas, todos con un descuento del 20 por ciento del precio minorista, y pollo, con una rebaja del 30 por ciento.

Como oportunidad legal de abastecimiento, los negocios gastronómicos privados y de cooperativas solo han tenido en estos años los mismos mercados agropecuarios y la red de tiendas a donde acude cualquier consumidor cubano. La sujeción a esta alternativa de suministros, signada por altos precios, repercutió inevitablemente en tarifas altas de la oferta comercial no estatal.

Para garantizar la despensa de sus negocios, no son pocos los actores de la economía privada que han acudido también a opciones ilegales del mercado negro, con enredos de corrupción que vinculan a personal de entidades estatales.

Aunque las autoridades presentaron Mercabal como el primer mercado mayorista de alimentos, anteriormente el Estado intentó sin éxito otros experimentos de perfil próximo. En mayo de 2016, cerró el mercado mayorista de productos agropecuarios El Trigal, al fracasar dos años y medio después de su apertura por una suma de irregularidades, delitos y otros pecados de ilegalidad.

De lograr estabilidad y ampliación de la oferta esta vez, la nueva opción comercial mayorista otorgará una identidad más legítima a los negocios privados en el modelo económico cubano.(2018)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.