Estudio genético derriba mitos

Una investigación científica del ADN (código genético) de la población cubana confirma que las próximas generaciones serán más mestizas.

Jorge Luis Baños/ jlbimagen@gmail.com

La mayoría de las personas cubanas portan en su ADN los componentes étnicos de amerindios, europeos y africanos.

La Habana, 10 oct.- La subjetividad que atraviesa la clasificación de las personas por el color de la piel y otras cuestiones del origen de la población cubana, fueron reveladas por un estudio de ADN dado a conocer en la última edición del programa televisivo Mesa Redonda Informativa.

La gente de la nación caribeña tiene como promedio 72 por ciento de genes de origen europeo, ocho por ciento amerindio y 20 por ciento africano, indicó la doctora Beatriz Marcheco, la principal invitada de la emisión titulada “Ni blanca, ni negra. Cuba es mestiza”.

Además, amplió en el programa del 9 de octubre que ese proceso de mezcla se ha desarrollado durante 9,7 generaciones, lo que equivale a un período de cerca de 300 años.

Resulta muy difícil “agrupar, clasificar a las personas y hablar en términos de raza, cuando el mestizaje no solo tiene que ver con el color de la piel, sino también con otros caracteres físicos”, dijo la presidenta de la no gubernamental Sociedad Cubana de la Genética Médica.

“Las próximas generaciones serán más mestizas”, anunció la científica, basada en la investigación, que analizó a 1.600 personas naturales de todo el país, cuya población es de 11,2 millones de habitantes.

Marcheco sostuvo que varios mitos en torno a la racialidad fueron derribados por el estudio del ADN cubano.

“El color de la piel históricamente ha sido utilizado como el rasgo físico más visible en humanos para asociarlo al concepto de raza. En los últimos 40 años los investigadores de la Biología hemos asistido a cómo se ha ido desmontando el concepto de raza basado en los estudios de diversas disciplinas”, acotó.

Por último, la especialista instó a “ser cuidadosos al asociar enfermedades con el color de la piel”.

Añadió que en el componente étnico existe predisposición a enfermedades como la Diabetes Mellitus tipo 2, por los genes amerindios; cáncer de próstata, por los africanos; variantes de alergias, cáncer de mama y otros padecimientos, por los europeos.

Ese estudio fue antecedido por otro más pequeño realizado en 2007 que agrupó a 531 personas, con 60 años y más, de las provincias occidentales de La Habana y Matanzas, para buscar factores de riesgo para padecer demencia.

“Hay un convencimiento cada vez más general de que somos una especie, que no existen razas”, informó el antropólogo Jesús Guanche, de la Fundación Fernando Ortiz y participante del panel.

Propuso que el patrimonio genético debe ser visto como parte del patrimonio cultural de la nación cubana.

Sobre el estudio biológico, insistió en que de él se deriva “una lectura muy crítica ante la supuesta raza y la concepción que en un momento dado sustenta ideas y prejuicios racistas”.

Mientras, Miguel Barnet, presidente de la no gubernamental Unión de Escritores y Artistas de Cuba, se refirió a la raza como factor de diversidad biológica y de integración.

El muy premiado escritor consideró que “no puede haber odio de razas porque no hay razas (…) Somos pueblos mestizados, multiétnicos y tenemos que enorgullecernos de eso, porque nos hace más ricos y diversos”.

En el espacio televisivo, estuvo presente en varios momentos la vigencia del pensamiento antirracista del Héroe Nacional de Cuba, José Martí (1853-1895), y el etnólogo Fernando Ortiz (1881-1969), quien instaba a luchar cada vez más contra el “fantasma de las razas” creado por la sociedad humana.

Según los resultados preliminares del censo de población y viviendas realizado en 2012, se confirma la tendencia al mestizaje en Cuba. (2013)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.