IPS Inter Press Service en Cuba

Lunes, 28 de Julio de 2014
Red Cuba
La blogosfera cubana debate fuertemente sobre las incursiones de cubanos en el deporte profesional.

Desde hace varios días, los blogs con temáticas deportivas y los medios digitales cubanos analizan el fenómeno de la "fuga de talentos" de las principales figuras activas del deporte cubano. El béisbol, el voleibol y el atletismo han reunido el mayor interés.

Por ejemplo, Carlos Manuel Álvarez publica en On Cuba una crónica titulada "Transplante" donde aborda el abandono masivo de las selecciones nacionales por parte de los mejores exponentes en cada modalidad. "¿Por qué se van en masa, como expelidos por una fuerza mayor, nuestros actuales deportistas de alto rendimiento? Creemos que se van porque no les permiten contratarse en ligas extranjeras, probarse en ámbitos acordes a sus posibilidades, o ganar algo de dinero, un menudo que luego les haga la vida un tanto –solo un tanto- más llevadera".

El cronista comenta sobre su reciente visita a la casa del voleibolista Roberlandy Simón, a quien le preguntó si había abandonado el equipo Cuba porque le prohibieron contratarse en Italia o en Rusia. "Me dijo que ni siquiera eso. Me dijo que si le hubieran asegurado condiciones normales de vida, una posición razonable, se habría quedado".

En el béisbol la situación no es diferente; luego de las declaraciones oficiales del presidente de la Federación Cubana, Higinio Vélez, autorizando a los peloteros a fichar en clubes profesionales extranjeros, se ha publicado al menos una decena de post sobre el tema de los fichajes y el profesionalismo.

El espacio Béisbol en Cuba publica las declaraciones de Higinio y los comentarios no se hacen esperar. Ortolani Raoul asegura que lo únicos que se quedarán a jugar serán solo jovencitos de 18, 19 o 20 años, por lo que entonces vamos a ver un campeonato nacional de bajo nivel y con poco interés, que pueden ahorrarse también teletransmitirlo, dice, pues aduce que la mayoría a quienes les gusta la pelota no van a verlo porque sin buenos jugadores no hay espectáculo. "Es claro que casi todos se van a ganar dinero al extranjero y también lo haría, pero los vamos a ver solo cuando jueguen con el equipo nacional, que tristeza", sostiene.

A lo anterior responde Pablo J. Romay Freyre: "recuerda siempre que quien hizo la ley hizo la trampa...los peloteros cubanos solo podrán firmar (esto es una metáfora, vamos a estar claros, la firma es con Cubadeportes S.A, como en el caso de Despaigne y Samón) con clubes extranjeros en tiempo que no haya serie nacional, con la condición absoluta de que regresen para cuando empiecen las preparaciones para el clásico cubano. De no regresar, se les anula el contrato".

Julio Reguero es más categórico al opinar que "o dejan que los jugadores jueguen en ligas internacionales de manera legal, o seguirán perdiendo peloteros valiosos que buscan un mejor futuro para ellos y sus familias. Misael Silverio de Villa Clara se quedó en Iowa y ya está viendo sus opciones. Y Miguel Alfredo González ya está listo para firmar".

En tanto, Jorge Ramiro califica la nueva resolución como un primer paso, algo positivo, "poquito a poco señores, por lo menos se ha abierto el telón... nuestros jugadores conocerán otro tipo de béisbol, se subirá el nivel tan añorado por los jugadores y los fanáticos, estoy convencido que ganará al final la calidad de nuestra pelota".

"Ningún pelotero rendiría tanto para hacer las dos cosas, sería una sobre carga, o juega en una liga o juega en otra. Lo importante sería representar a Cuba y sus colores en eventos internacionales. Felicidades por la decisión tomada, pero deberían pensar mejor esa parte y, claro, el descuento que les harán del contrato firmado por ellos, no ser tan exagerados en eso.....así comenzaríamos en el país una política que durante años se ha deseado y evitaría que los talentos desertaran del país, opina El Kiki en Béisbol en Cuba.

JONRONES DE CÉSPEDES EN ESTADIOS EXTRANJEROS

Uno de los exponentes más llamativos entre quienes deciden probar su suerte fuera de la nación cubana es el del pelotero Yoenis Céspedes, En su blog Mi Columna deportiva, Miguel Ernesto Gómez analiza el recorrido histórico del otrora pelotero estrella del equipo Granma.

El comentarista reseña que a Yoenis Céspedes lo apodaron, en su natal Granma, "la Potencia". El sobrenombre, realmente, no me parece el más acertado; pero ya sabemos que la gracia en eso de apodar desapareció después de Bobby Salamanca. "Céspedes jugó en ocho series nacionales, defendió los colores de la selección nacional en el II Clásico Mundial y, luego, "desertó", "escapó", "traicionó", "dejó de ser un patriota", "salió a buscar mejor fortuna" o cualquier otro calificativo que a usted se le pueda ocurrir a la hora de referirse a lo fáctico: el granmense decidió continuar su carrera fuera de Cuba".

A Miguel Ernesto realmente le hubiera gustado mucho ver, "en vivo —no en uno de los paquetes audiovisuales que se comercializan con tanta profusión en La Habana— ese Derby de jonrones, pero estoy seguro de que en ninguna versión del programa televisivo cubano "Béisbol internacional" aparecerán estas imágenes".

"No hago loas, como tantos otros, al camino que tomó Céspedes. Me hubiera gustado verlo más con Granma, con Cuba en el III Clásico Mundial o que no tuviera que hacer declaraciones poco reales (como esas desafortunadas palabras, después de ganar el Derby, en las que aseguró haber jugado en estadios cubanos ante dos personas) para agradar no sé a quién; pero también me parece poco serio que editen, en ocasiones burdamente, jugadas en las que están peloteros cubanos; o que tapen, también burdamente, el generador de caracteres para que no nos "contaminemos" con las estadísticas de juegos salvados de Aroldis Chapman o el promedio de Yasiel Puig. Me niego, definitivamente, a que nos borren la historia".

Añadir comentario

Normas para comentar
  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.