IPS Inter Press Service en Cuba

Lunes, 1 de Septiembre de 2014
Tips para la web
A casi 8 años de su fundación, la red de microblogging exhibe todavía una serie de carencias y limitaciones en relación con sus funcionalidades.

Twitter ofrece poco más que la posibilidad de publicar tuits, explorar trending-topics (temas del momento) y seguir a otros usuarios. Afortunadamente, a su sombra ha evolucionado una amplísima gama de servicios complementarios, que resultan herramientas interesantes y útiles para sacar mejor provecho a la experiencia tuitera.

El ecosistema de aplicaciones y clientes de Twitter rebasó el millón registrado en 2011, respaldado por más de 750.000 desarrolladores alrededor del mundo. Según Twitter, se ha llegado a registrar una nueva aplicación cada 1,5 segundos, pero muchas de ellas tienen una corta vida o dejan de recibir soporte; por lo que sería casi imposible relacionar una lista exhaustiva y actualizada.

¿Qué motiva tanto interés en el desarrollo de aplicaciones dedicadas especialmente a Twitter? Con 241 millones de usuarios activos, esta red ha ganado una enorme popularidad desde su creación en 2006. El auge de las tecnologías móviles ha impulsado la tendencia de recurrir cada vez más a “microcontenidos” on-line: mensajes de pocos caracteres, enlaces y videos de muy corta duración. Algunas estimaciones indican que, durante 2014, los usuarios móviles de Internet superarán a aquellos que se conectan por la vía tradicional. Si tenemos en cuenta que Twitter constituye una plataforma idónea para esta tendencia, podemos comprender entonces la gran popularidad de la red de microblogging y la razón por la que cientos de miles de desarrolladores dedican continuos esfuerzos a ella.

Los servicios de terceros tienen como propósito mejorar o complementar las funcionalidades de Twitter. Compartir imágenes, videos y música, disponer de la cuenta de Twitter sin necesidad de acceder a su versión web, administrar varios perfiles a la vez, crear grupos de contacto, superar la limitación de 140 caracteres en la extensión de los mensajes, optimizar búsquedas, traducir tuits, acortar enlaces, generar gráficas y encuestas, obtener estadísticas e informaciones adicionales sobre una o varias cuentas, constituyen las prestaciones más usuales. Algunos productos posibilitan la gestión simultánea de cuentas en otras redes sociales.

Como parte de esta exuberante constelación, podemos encontrar complementos para el navegador, sitios web, aplicaciones de escritorio y para dispositivos móviles en particular, disponibles para diferentes sistemas operativos (Windows, Mac OS X,iOS,Android, GNU/Linux). Algunos han llegado a ser tan notables que la propia compañía los ha adquirido, convirtiéndoles en servicios complementarios oficiales, como es el caso de TweetDeck. Más de la mitad de los tuits se envía desde servicios de terceros, según un análisis de 500 millones de tuits realizado por Sysomos.

Con los cambios en la API de Twitter, anunciados en 2012, muchas aplicaciones desaparecieron. Sin embargo, el ecosistema no murió. La mayor parte transitó a la siguiente versión de la API y nuevos servicios continúan incorporándose en la actualidad para ofrecer una experiencia diferente a los usuarios.

Algunos ejemplos relevantes

Entre los servicios más destacados se encuentra HootSuite, una herramienta excelente para administrar redes sociales, que permite seguir conversaciones y medir resultados de campañas de social media. Posibilita la integración de redes sociales como Twitter, Facebook, LinkedIn, Google+, Foursquare, WordPress y Mixi. Dispone de tres planes opcionales con diferencias en las prestaciones: Gratis (para usuarios particulares), Pro (para empresas y profesionales) y Enterprise (para corporaciones, organizaciones y gobiernos). La integración de Twitter a HootSuite permite, entre otros beneficios, programar mensajes y seguir temas mediante búsquedas, además de la publicación simultánea en otras redes sociales integradas.

TweetDeck fue la aplicación más popular, con un 23 por ciento de cuota de mercado en junio de 2009, solo por detrás del sitio oficial de Twitter. Adquirida por Twitter en 2011, se convirtió en una de sus aplicaciones oficiales. Funciona como aplicación web, complemento de Google Chrome o aplicación de escritorio, con soporte para Windows y Mac OS X. Permite refinar búsquedas, administrar varias cuentas, programar tuits, así como seguir timelines personalizados, diferentes tópicos, cuentas y tuits a la vez. Entre sus funcionalidades destaca la posibilidad de silenciar determinados términos y usuarios con el fin de evitar “ruidos” indeseados en el timeline.

Echofon, llamado en sus inicios TwitterFox, fue uno de los mejores clientesde Twitter para Windows y Mac, sencillo e intuitivo. Lamentablemente, desde 2013 sólo ofrece soporte para Mac y plataformas móviles (iOS, Android). No obstante, todavía es posible descargar instaladores para escritorios de Windows desde sitios de terceros, pero desactualizados, que sólo funcionan con versiones muy antiguas de Firefox. Entre sus ventajas está la posibilidad de añadir varias cuentas de Twitter, imágenes, videos y canciones. La página oficial de Echofon muestra un error 403 (Forbidden) cuando se intenta acceder desde Cuba.

Una de las alternativas para difundir fotos o videos a través de Twitter es TwitPic. Los contenidos pueden subirse desde la web, el correo electrónico o desde un dispositivo móvil. Este servicio genera un tuit que contiene un breve enlace hacia la foto o video con algún comentario. Twitpic puede ser utilizado con independencia de Twitter, como sitio web similar a Flickr. Sin embargo, varias características le convierten en un compañero ideal para Twitter: los nombres de usuario y contraseña son los mismos, los comentarios en las fotografías se envían como un tuit de respuesta, y las URL ya están reducidas, lo que hace innecesario emplear “acortadores”. A menudo Twitpic es utilizado por periodistas y ciudadanos para cargar y distribuir imágenes sobre eventos que están ocurriendo en tiempo casi real.

Otros ejemplos de gran utilidad son: TwitterCounter, un servicio de analíticas, que además ofrece widgets y botones de Twitter para añadir en otros sitios web; TwitterMail, para tuitear mediante el envío de mensajes de correo electrónico; TwitterGadget, que nos deja tuitear desde nuestra cuenta de Gmail; GroupTweet, permitiendo que un número ilimitado de contribuidores utilice la misma cuenta; y Twitpoll, una herramienta para difundir encuestas a través deTwitter.

Sin dudas, faltan muchísimos por mencionar, pero la lista sería interminable. Definir cuáles son “los mejores” recaería en el criterio de cada usuario, dependiendo de la medida en que estos servicios se ajusten a sus necesidades y cumplan sus expectativas. Para escoger, la variedad es inmensa en un entorno en el que continuarán surgiendo muchos otros. En cada caso, la popularidad y supervivencia estarán sujetas a la capacidad para combinar funcionalidad, simplicidad y belleza.

Añadir comentario

Normas para comentar
  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.