Abogan por hacer vinculantes acuerdos sobre cambio climático

Representante dominicano realizó propuesta en reunión del Grupo de Trabajo ad hoc de la Plataforma de Durban para la Acción Mejorada.

Archivo IPS Cuba

Los efectos del cambio climático en cuestiones como la aridez de los suelos resulta cada vez más apremiante.

La Habana, 10 may.- El vicepresidente ejecutivo del Consejo Nacional para el Cambio Climático y el Mecanismo de Desarrollo Limpio (CNCCMDL), Omar Ramírez Tejada, propuso que los compromisos frente a la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático sean legalmente vinculantes.

El funcionario precisó que esa obligatoriedad deberá aplicarse tanto a los compromisos de mitigación de emisiones de gases de efecto invernadero como a los compromisos financieros requeridos para la lucha contra el fenómeno, lo que “ayudará a movilizar más acción y ambición” en momentos en que los impactos del cambio climático son cada vez más graves.

Ramírez Tejada formuló su propuesta al participar en la reunión de la Convención sobre el segundo período de sesiones del Grupo de Trabajo ad hoc de la Plataforma de Durban (Sudáfrica, diciembre de 2011) para la Acción Mejorada, en el World Conference Centre en Bonn, Alemania, celebrada a inicios de este mes.

Expuso que los avances en materia de mitigación no son una cuestión aislada, por lo que en el país se conciben como un esfuerzo de alcance nacional. Dijo, además, que la mitigación y la adaptación son dos caras de la misma moneda, para cuya tarea, República Dominicana considera que los principios de la Convención pueden ser una buena guía a seguir.

En ese tenor, dijo que en los acuerdos de compromisos para enfrentar el cambio climático debe primar el principio de las responsabilidades comunes, pero diferenciadas según sus respectivas capacidades. “Todos tenemos que actuar en la medida de nuestra capacidad, para comprometernos a acciones unilaterales medibles, reportables y verificables, según nuestros diferentes niveles de emisiones y capacidades”, sostuvo.

Ramírez Tejada dijo que en vista de que los esfuerzos son diferenciados, el contenido de esas iniciativas deberá ser diverso: “Tenemos que estructurar esta diversidad y también la forma de presentar estos esfuerzos de manera que se puedan, en última instancia, cuantificar. Esto nos permitirá saber si estamos o no avanzando juntos en la consecución de nuestro objetivo común”.
Indicó que esos dos componentes también deberán reflejar que todos los esfuerzos de los países, en proporción a su capacidad, deben tener un carácter jurídicamente vinculante.

En adición, se refirió al principio de equidad de la Convención, que debe considerar los resultados que se procuran.

En la reunión de Sudáfrica, se lanzó la Plataforma de Durban para la Acción Mejorada, un proceso para desarrollar un nuevo Protocolo, otro instrumento legal o acuerdo con validez jurídica que sería de aplicación a todos los países de la convención de la ONU sobre el cambio climático.

Ese documento consideraría la responsabilidad y la capacidad para actuar de cada país, más allá de la simple dicotomía entre países desarrollados y en desarrollo. Este nuevo instrumento está previsto para 2015, y su implementación a partir de 2020.

La cita de Durban también acordó, a iniciativa de la Unión Europea y la Alianza de Pequeños Estados Insulares (AOSIS, por sus siglas en inglés), la identificación de opciones para cerrar la “brecha de ambiciones” entre los compromisos actuales de reducción de emisiones para 2020, entre otros importantes acuerdos. (2013)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.