Huracanes retan al Caribe

Los ciclones tropicales constituyen el principal motivo de desastres naturales en la región, consideró especialista.

Jorge Luis Baños/ jlbimagen@gmail.com

La Habana, 21 ago.- Cuba ha experimentado en los últimos 18 años el más alto nivel de actividad ciclónica desde el siglo XIX, indicó el meteorólogo José Rubiera en una conferencia impartida la víspera en el aula ecológica de la capitalina Quinta de los Molinos.

Desde 1995 hasta la fecha se ha duplicado todo el período anterior de alta incidencia de huracanes, en especial de gran intensidad, afirmó el director del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología de Cuba (INSMET) durante la cita convocada por la Corresponsalía en la Habana de la agencia Inter Press Service (IPS) en colaboración con otras instituciones.

Los ocho fenómenos de este tipo que azotaron la isla en el período citado promedian tres años entre cada uno. Ello constituye un récord que reduce cuatro veces lo estimado en momentos anteriores, cuando la diferencia era de 12 años.

Según el experto, este aumento en la cantidad de ciclones y tormentas tropicales pudiera estar señalando los efectos del cambio climático en la región.

“Algo nuevo en el clima puede estar influyendo en este comportamiento de las tormentas tropicales y huracanes del Atlántico”, significó.

Para finales del siglo XXI se prevé que la temperatura del mar se haya incrementado de 1,5 a 4 grados Celsius en el planeta.

El calentamiento de las aguas oceánicas producido por la acción perniciosa de la especie humana sobre la naturaleza pudiera traer como consecuencia el aumento de las precipitaciones, la intensidad de los vientos y de las condiciones idóneas para la formación de huracanes más severos.

Estimaciones divulgadas por el investigador indican que los huracanes serán 4 por ciento más intensos y tendrán un 12 por ciento más de precipitaciones por cada grado Celsius que suba la temperatura oceánica.

Si los vientos son más fuertes, también serán mayores los niveles de penetración del mar, lo que pone en riesgo a las zonas costeras, añadió.

Ciclones tropicales que han azotado el Caribe en los últimos 100 años/ Gráfico: Cortesía de José Rubiera.Buscar estrategias de adaptación a estas nuevas condiciones climáticas se hace inminente para Cuba, pues a decir de Rubiera “está creciendo la intensidad de los peligros y también su frecuencia”.

El conferencista ponderó las relaciones entre el Centro de Pronósticos del INSMET, la Defensa Civil y los medios de comunicación del país como una referencia regional para lograr respuestas rápidas efectivas a fenómenos naturales.

Si bien entre 2001 y 2009 las tormentas tropicales y los huracanas produjeron pérdidas materiales de 19 mil millones de dólares para la nación, casi no tuvieron que lamentarse fallecimientos.

“En Cuba la cantidad de muertes en huracanes es mínima y es la más baja del continente americano”, refirió Rubiera.
En el período analizado, solo 52 personas perdieron la vida por esta causa, de ellas 43 en huracanes de gran intensidad, para un promedio de 2.39 muertes por año.

Entre las acciones desarrolladas en el país para enfrentar los efectos de los huracanes se encuentran la reducción de las construcciones en zonas costeras, la identificación de zonas con peligro de afectación en toda la geografía insular para no reproducir vulnerabilidades y la reforestación.

La cultura meteorológica ganada gracias a la acción didáctica de los medios de comunicación en conjunto con el Centro de Pronósticos del INSMET constituye una fortaleza del país para enfrentar los efectos de la actividad ciclónica, opinó el meteorólogo.

La conferencia de Rubiera integra el programa, previsto del 15 de julio al 27 de agosto, de la exposición “Retos de la naturaleza”, una amplia muestra de fotografías y audiovisuales que captan las consecuencias de fenómenos naturales sobre la especie humana e invitan a buscar acciones para revertir daños medioambientales.

“Retos de la naturaleza” forma parte de un proyecto de comunicación sobre cambio climático, adaptación y mitigación en el Gran Caribe que lleva a cabo IPS a nivel regional, con apoyo de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (Cosude) (2013).

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.