Anteproyecto de Constitución cubana pasa a consulta popular

Las autoridades impulsan el proceso de reforma constitucional que establece un referendo.

Un tema que ocupó la atención de los debates sobre el proyecto de nueva Constitución fue el relacionado con la obligatoriedad del Estado, la sociedad y la familia en la protección de la niñez, la adolescencia y la juventud, que se recoge en el artículo 72.

Foto: Jorge Luis Baños/ IPS

La Habana, 23 jul.- El 13 de agosto, fecha del natalicio del líder Fidel Castro (1926-2016), se iniciará la consulta popular del proyecto de nueva Constitución de la República de Cuba, aprobado la víspera por la Asamblea Nacional del Poder Popular (Anpp, parlamento unicameral).

Luego de tres días de análisis en comisiones y dos en plenario, el legislativo aprobó por unanimidad el texto, que contiene un preámbulo y 227 artículos (87 más de los existentes en la Carta Magna de 1976), y será sometido a referendo tras la consulta popular prevista del 13 de agosto al 15 de noviembre.

Al clausurar la primera sesión ordinaria de la novena legislatura de la Anpp, el presidente, Miguel Díaz-Canel, dijo: “estamos frente a un proyecto que contribuirá, luego de la consulta popular y el referendo, a fortalecer la unidad de los cubanos en torno a la Revolución” cubana de 1959.

Las diputadas y diputados cubanos aprobaron el proyecto de nueva Constitución que será sometido a consulta popular entre agosto y septiembre de 2018.

Foto: Tomada de cubadebate.cu

Para el mandatario, que cumplió tres meses en su cargo, “este ejercicio de participación directa del pueblo, adquiere la mayor relevancia política y será un reflejo más de que la Revolución se sustenta en la más genuina democracia”.

Díaz-Canel calificó el debate del anteproyecto por parte de las y los 605 diputados de “apasionado, comprometido, crítico, patriótico y aportador” y destacó que ahora cada cubano podrá expresar libremente sus opiniones y contribuir a alcanzar un texto constitucional que refleje el hoy y el futuro del país caribeño.

El mandatario anunció que, al cierre del primer semestre, el Producto Interno Bruto presentó “un discreto” pero “alentador” crecimiento de 1,1 por ciento.

No obstante, se mantiene una tensa situación en las finanzas externas, debido al incumplimiento de los ingresos por exportaciones, turismo y la zafra azucarera, además de los daños por la intensa sequía de 2014 a 2017, el huracán Irma y posteriores lluvias.

Ello, dijo, obliga a adoptar medidas adicionales de control para el aseguramiento del plan de 2018, a trabajar con mayor precisión en importaciones y otros gastos en divisas, así como en el aprovechamiento de los recursos materiales y financieros disponibles.

Tema polémico

Uno de los temas más sensibles fue el referido al artículo 68 sobre la definición del matrimonio.

La Constitución de 1976 lo establece como la unión entre un hombre y una mujer y se reformuló como “la unión consensuada entre dos personas con aptitud legal para ello, basado en la absoluta igualdad de deberes y derechos de los cónyuges, obligados a atender el mantenimiento del hogar y la formación integral de los hijos”.

Uno de los temas más sensibles fue el referido al artículo 68 sobre la definición del matrimonio.

Foto: Jorge Luis Baños/ IPS

Varias fueron las intervenciones al respecto, entre ellas la de la diputada Mariela Castro Espín, que siendo heterosexual es el rostro más visible de una campaña implementada desde 2007 por los derechos de personas lesbianas, gays, bi, trans e intersexuales.

La sexóloga expresó que, “con esta propuesta de regulación constitucional, Cuba se sitúa entre los países de vanguardia en el reconocimiento y la garantía de los derechos humanos. Esto es resultado del proceso revolucionario cubano”.

Para el diputado Miguel Barnet, “estamos inaugurando una nueva era. Esta es una Constitución dialéctica y moderna. Y si hay que romper la tradición, se rompe. En el socialismo no cabe ningún tipo de discriminación entre seres humanos”.

A juicio de la secretaria general de la no gubernamental Federación de Mujeres Cubanas, Teresa Amarelle, “que se quite que la unión del matrimonio sea exclusiva entre hombres y mujeres es un avance”.

En el debate afloraron los temas del derecho igualitario a la reproducción y la adopción.

Al respecto, Castro Espín apuntó que “el matrimonio no es solo para tener hijos. Pero si se está diciendo que el matrimonio tiene fines reproductivos, entonces todas las familias cubanas han de tener garantizados por el Estado los derechos y vías para alcanzar estos fines”.

Lea más:

Acerca del artículo 68 dedicado al matrimonio:

Intervención del diputado Luis Angel Adán Roble durante los debates del Proyecto de Constitución de la República de Cuba.

 

Sobre la adopción, Amarelle consideró que “este será un tema para el Código de Familia”.

De acuerdo con Homero Acosta, secretario del Consejo de Estado, la cuestión de los hijos está regulada en los artículos 69, 70 y 72 del anteproyecto, donde se habla de un concepto de familia y “en nada limita la obligación de los padres cualquiera que sea el matrimonio en que se constituya”.

La diputada Arelys Santana habló de la necesidad de incorporar en el artículo 40 del título cuatro la no discriminación por razones de género, además de por la orientación sexual, una propuesta que el resto del parlamento apoyó incorporar al borrador a presentar a consulta popular.

De aprobarse finalmente la unión entre dos personas en el texto constitucional, Cuba podría avanzar en otras legislaciones en materia de derechos sexuales y reproductivos.

Entre las normativas que deberán adecuarse tras la reforma de la Constitución, sobresalen la Ley Electoral, los códigos de Familia, Civil y Penal, y las leyes de Tribunales Populares y Defensa Nacional.

Análisis al dedillo

Durante los días de debates del anteproyecto, se analizaron asuntos como la defensa de los derechos de las mujeres y las garantías que da el Estado para su disfrute, y la incorporación del término libertad de expresión, a tono con las normas internacionales y la política de comunicación aprobada este mes en el país.

También se propuso agregar, en el artículo 72, la obligatoriedad del Estado, la sociedad y la familia en la protección de la niñez, la adolescencia y la juventud, como establece en la convención internacional al respecto.

Otras propuestas incluyeron a la seguridad alimentaria como un derecho, en similar jerarquía que el trabajo y el descanso; la necesidad de recibir asistencia jurídica para la defensa “desde el momento de la detención del ciudadano” y sobre la salvaguarda del patrimonio. (2018)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.