Cuba dedica el primero de mayo al relevo generacional

Cada año, a la celebración se suman organizaciones y movimientos sociales del mundo.

Este es el primer Día Internacional de los Trabajadores que se celebra tras la desaparición física del líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro, fallecido en noviembre pasado.

Foto: Jorge Luis Baños_IPS

La Habana, 1 mayo.- Una multitudinaria manifestación reunió en La Habana a cubanas, cubanos y representantes de más de 80 naciones en el desfile por el Día Internacional de los Trabajadores, el primero que se celebra tras la desaparición física del líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro, fallecido en noviembre pasado.

Ante la presencia del presidente cubano Raúl Castro, el secretario general de la Federación Sindical Mundial (FSM), George Mavrikos, el presidente de Seychelles, Danny Faure, marcharon miles de personas en un primero de mayo dedicado a la juventud cubana, considerada el relevo de la revolución, al aniversario 56 de la victoria de Playa Girón y de la declaración del carácter socialista de la Revolución cubana.

En alocución previa a la marcha, el secretario general de la única Central de Trabajadores de Cuba (CTC), Ulises Guilarte De Nacimiento, destacó que como cada año se celebra el Día Internacional del Trabajo, “con el recuerdo vivo de nuestro querido, inolvidable e invicto Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz”.

Fue en esta misma plaza, el primero de mayo de 2000, donde Fidel Castro dio a conocer su concepto de revolución que tras su partida física fue refrendado y convertido por miles de cubanas y cubanos en juramento “en la decisión inquebrantable de continuar la construcción de una nación soberana, independiente,  socialista,  democrática, próspera y sostenible”.

Guilarte apuntó que además de constituir una “genuina y contundente demostración popular de respaldo a la revolución, al Partido Comunista y a su dirección histórica”, la celebración se ha convertido en escenario para enaltecer el valor del trabajo y potenciar las reservas de productividad que permitirían generar mayores riquezas, reducir precios y mejorar los ingresos.

“En el actual contexto geopolítico mundial no es posible olvidarnos que vivimos bajo un orden internacional injusto y excluyente, donde la creciente globalización de una economía que experimenta los impactos de la crisis capitalista y sus políticas neoliberales ha multiplicado los desafíos y peligros para toda la América Latina y el Caribe”, resaltó Guilarte.

En tal contexto, expresó que el objetivo de construir la Patria grande que soñaron los próceres requiere como nunca antes de la voluntad y firme determinación de defender la movilización de las fuerzas políticas de izquierda y los avances regionales en materias de cooperación, concertación política e integración.

El dirigente sindical recordó las palabras de Raúl Castro en la V Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), cuando se refirió a las relaciones entre Cuba y Estados Unidos y dijo: “Pueden cooperar y convivir civilizadamente, respetando las diferencias y promoviendo todo aquello que beneficie a ambos países y pueblos, pero debe esperarse que para ello Cuba realice concesiones inherentes a su independencia y su soberanía”.

Como en otras tribunas nacionales e internacionales, el dirigente sindical reiteró el reclamo de Cuba del cese del genocida bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por el gobierno de Estados Unidos, que causa privaciones y es el “principal obstáculo para el desarrollo de la economía” y la devolución del territorio de 117 kilómetros cuadrados ocupados ilegalmente  por la base naval estadounidense en Guantánamo.

La CTC expresó el incondicional apoyo y solidaridad hacia la revolución bolivariana y su rechazo a las maniobras políticas y el acoso al que se intenta someter a la República Bolivariana de Venezuela, desde la “desprestigiada Organización de Estados Americanos (OEA) y otros sectores reaccionarios de la región”.

La marcha fue abierta por un gran bloque de jóvenes de diferentes centros de estudios enarbolando una gran tela con el lema central de la celebración: “Nuestra mayor fortaleza es la unidad”, seguidos por estudiantes de la Universidad de La Habana, Universidad Pedagógica Enrique José Varona, Instituto Superior Politécnica José Antonio Echeverría, la Universidad de las Ciencias Informáticas y las escuelas de enseñanza militar, entre otros, hasta completar más de 50.000 personas.

Con la presencia de unos 1,640 representantes de 86 países de cerca de 340 organizaciones, partidos y movimientos sindicales y sociales, le siguieron bloques integrados por los diferentes sectores de los servicios y la economía: hospitales, escuelas, industrias, los ministerios, las cadenas e instituciones turísticas.

A la marcha se sumaron los campesinos, cooperativas, trabajadores agropecuarios y forestales, las empresas militares industriales con fotos de José Martí, Fidel y Raúl Castro, Hugo Chávez, el líder estudiantil de inicios del siglo XX Julio Antonio Mella y carteles donde se expresa el respaldo a la revolución y al socialismo.

Una frase se repitió en muchas ocasiones durante la marcha: “Yo soy Fidel”, que cubanas y cubanos repitieron durante las honras fúnebres al desaparecido líder revolucionario.

En la marcha, que cerró con la participación del Sindicato de Trabajadores Civiles de las Fuerzas Armadas, no solo ondearon en la Plaza de la Revolución banderas cubanas y del 26 de julio, se vieron también las de Venezuela y Nicaragua, entre otras.

El inicio de la marcha en La Habana fue precedido por los desfiles en las capitales provinciales, que comenzaron a partir de las siete de la mañana, con miles de participantes, según se pudo apreciar a través de las trasmisiones televisivas desde  las plazas cubanas. (2017)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.