Diálogo gobierno-guerrilla abre consulta a ciudadanía

Esa apertura indica un avance clave en proceso que se desarrolla a puerta cerrada en La Habana.

Jorge Luis Baños - IPS

La delegación de las FARC a la mesa de diálogo de La Habana presenta una declaración acordada con el gobierno

LA HABANA, 30 nov (IPS) – El gobierno de Colombia y las insurgentes FARC reanudarán el 5 de diciembre en la capital cubana las conversaciones en busca de la paz, en un clima de moderado optimismo hacia un proceso en el cual la participación ciudadana podría resultar clave.

Tras 11 días de trabajo, la mesa de diálogo decidió el jueves 29 un breve receso para consultas y reflexiones internas sobre los temas abordados y por debatir, informó Humberto de la Calle, jefe de la delegación del gobierno colombiano de Juan Manuel Santos.

De la Calle rompió el hermetismo guardado desde su llegada a La Habana para puntualizar que hasta el momento se ha “avanzado dentro de lo previsto” y asegurar que el gobierno concede “especial importancia a la participación amplia y pluralista” mediante propuestas que enriquezcan la discusión de la agenda.

Ambas partes coincidieron en que las conversaciones van bien.

Por su parte, Iván Márquez, quien encabeza el equipo de las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia), consideró en conferencia de prensa que “se han dado los pasos y las soluciones necesarias” para desarrollar el primer punto de la agenda.

“Ya en Colombia y en el mundo hay un clamor por la paz en nuestro país. Tenemos mucho optimismo”, afirmó a su vez Ricardo Téllez, otro de los negociadores la guerrilla izquierdista, quien detalló que se han tratado temas muy “serios” y “profundos” y también “ha quedado espacio para la risa, el chiste”.

“Hemos ido construyendo confianza, que en esto es muy importante. No se olvide que somos dos partes que vinimos de un conflicto (armado) que todavía no termina… Las FARC han decretado un cese de hostilidades ofensivas, pero las confrontaciones continúan”, indicó.

En Bogotá, el presidente Santos ha reiterado que la fuerza pública no cesará sus acciones en contra de la guerrilla.

Esta primera serie de pláticas, que transcurren a puertas cerradas en el capitalino Palacio de Convenciones, deja hasta ahora como hitos importantes la próxima realización en Bogotá de un foro agrario, previsto para el 17, 18 y 19 de diciembre, y la apertura de una página web y otros mecanismos para recibir propuestas ciudadanas sobre los puntos de la agenda de discusiones.

El sitio comenzará a funcionar el 7 de diciembre de 2012, momento a partir del cual se realizará una amplia campaña de información en Colombia por televisión, radio, prensa y otros, tanto públicos como privados, para promover la participación social. También se distribuirán planillas en papel para quienes opten por vías no virtuales para hacer llegar sus opiniones e iniciativas.

Para analistas consultados, esta apertura indica un avance clave en el proceso de diálogo que se instaló formalmente el 18 de octubre en Noruega y tiene a ese país y a Cuba como garantes. Las conversaciones también marchan con el acompañamiento de Chile y Venezuela. Como sede permanente se ubica La Habana, aunque podrían realizarse pláticas en otros escenarios.

La puesta en marcha de mecanismos de participación está prevista en las reglas de funcionamiento del acuerdo general para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera suscrito por las FARC y el gobierno de Santos al término de la fase exploratoria, desarrollada en La Habana entre el 23 de febrero y el 26 de agosto de este año.

Según un comunicado conjunto emitido por las dos delegaciones, la mesa de diálogo solicitó a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Colombia y a la Universidad Nacional, Centro de Pensamiento y Seguimiento al Diálogo de Paz, que convoquen, organicen y sirvan de relatores de los debates del foro denominado Política de Desarrollo Agrario Integral.

Esas entidades entregarían las conclusiones del foro a la mesa el 8 de enero. De la Calle informó que los negociadores también acordaron recibir el resultado de los foros organizados por las comisiones de paz del Congreso legislativo, que contaron con el apoyo de la oficina de la ONU en Bogotá.

“Se trata de buscar que ciudadanos y organizaciones de todos los sectores puedan hacer propuestas relevantes y útiles para la discusión de la agenda pactada en el acuerdo general. Con esos insumos y las conversaciones directas que estamos teniendo, esperamos alcanzar acuerdos que lleven al fin del conflicto”, añadió el principal negociador de Santos en el diálogo.

Para las FARC, el foro social sobre política agraria es “un hito” en las conversaciones, porque empieza a hablar el pueblo. “Pensamos que es buen momento para que el país se pronuncie”, dijo Márquez en sus declaraciones a periodistas.

“Queremos que el pueblo nos indique la ruta para llegar a la paz”, recalcó.

La política de desarrollo agropecuario integral es el primer tema de la agenda de seis puntos a tratar por la mesa de diálogo. Entre sus ítems figuran el acceso y uso de la tierra, predios improductivos, formalización de la propiedad, frontera agrícola y protección de zonas de reserva, programas de desarrollo con enfoque territorial, infraestructura y adecuación de tierras.

También abarca el desarrollo social en materia de salud, educación, vivienda y erradicación de la pobreza, el estímulo a la producción agropecuaria y a la economía solidaria y cooperativa, asistencia técnica, subsidios, créditos accesibles, generación de ingresos, mercadeo y formalización laboral. Como último capítulo se señala el sistema de seguridad alimentaria.

Las FARC han reiterado que la extrema concentración de la propiedad de la tierra en el campo colombiano ha sido la causa histórica de la lucha guerrillera.

En ese sentido, su planteo va por una reforma agraria integral que contemple la confiscación de tierras para su distribución entre quienes quieran y puedan trabajarla.

*Con aportes de Ivet González(FIN/2012)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.