Francisco pedirá por la reconciliación en Cuba

Con un llamado a la paz, justicia y diálogo, el primer papa latinoamericano inicia una visita apostólica a la nación caribeña, del 19 al 22 de septiembre.

Este año se cumple el 80 aniversario de las relaciones ininterrumpidas entre Cuba y el Vaticano.

Foto: Jorge Luis Baños_IPS

La Habana, 19 sep.- Francisco se convirtió hoy en el tercer jefe de la Iglesia Católica en visitar Cuba y dijo que orará “por esta querida nación para que transite por los caminos de justicia, paz, libertad y reconciliación”.

En un estrado de techo blanco y alfombra roja, donde se sentó junto al presidente cubano, Raúl Castro, el papa latinoamericano detalló que irá, el 22 de septiembre, al Santuario Nacional del Cobre “como hijo y como peregrino” para pedirle a la Virgen de la Caridad por un mejor futuro para la isla de 11,2 millones de habitantes.

También incluyó en su saludo a “todos los cubanos dispersos por el mundo”, después de ser recibido por un grupo de niñas y niños, que le regalaron un ramo de flores.

Raúl reconoció el apoyo del papa Francisco al diálogo entre los Estados Unidos y Cuba.

Raúl reconoció el apoyo del papa Francisco al diálogo entre los Estados Unidos y Cuba.

Foto: Jorge Luis Baños_IPS

Y cientos de personas congregadas tras las vallas ovacionaron al Santo Padre y gritaron arengas de “Cristo vive” y “Esta es la juventud de Cristo”.

Su viaje apostólico coincide con el primer centenario de la declaración como Santa Patrona del catolicismo en el país de Cachita, como cariñosamente le llama el pueblo cubano a la efigie de rostro moreno y cuya basílica se ubica en el poblado de origen minero del Cobre, en el oriente cubano.

Francisco calificó a Cuba de “archipiélago que mira hacia todos los caminos, con un valor extraordinario como llave entre el Norte y el Sur, entre el Este y el Oeste”. “Su vocación natural es ser punto de encuentro para que todos los pueblos se reúnan en amistad”, valoró.

Sobre el histórico deshielo cubano-estadounidense, donde el Vaticano fue clave, el pontífice indicó que “estamos siendo testigos de un acontecimiento que nos llena de esperanza”.

A su juicio, este proceso es un “signo de la victoria de la cultura del encuentro, del diálogo, del sistema del acrecentamiento universal por sobre el sistema muerto para siempre de dinastías y de grupos”.

Instó a los responsables políticos de ambos países “a desarrollar todas sus potencialidades como prueba del alto servicio que están llamados a prestar en favor de la paz y el bienestar de sus pueblos y de toda América”.

Jorge Mario Bergoglio, de origen argentino y 78 años, se encontrará con fieles y simpatizantes de su prédica pastoral y humana, en especial con jóvenes y familias, tanto en La Habana como en las ciudades orientales de Holguín y Santiago de Cuba.

La familia como fuente de vida, amor y reserva espiritual será uno de los temas centrales de los mensajes del Obispo de Roma, que viene como Misionero de la Misericordia.

Durante el recibimiento en el Aeropuerto Internacional “José Martí”, el presidente Raúl Castro, por su parte, señaló que el pueblo acoge la visita papal con “profundo sentimiento, de afecto, respeto y hospitalidad”.

En sus palabras de bienvenida dijo que en Cuba “tenemos la decisión de enfrentar todos los retos para alcanzar una sociedad virtuosa y justa”. Aseguró que las autoridades avanzan en la reforma del modelo económico y social cubano, en busca de un “socialismo próspero y sostenible”

Además, reconoció el apoyo del papa Francisco al diálogo entre los Estados Unidos y Cuba.

“Es un complejo camino que requerirá resolver problemas y reparar injusticias”, subrayó. Replanteó la necesidad del cese del bloqueo económico y financiero que el país norteño impone a la isla caribeña desde 1962 y la devolución de la Base Naval de Guantánamo.

Más de 100.000 personas se congregaron en los 18 kilómetros que recorrió Francisco del aeropuerto de La Habana a la sede de la Nunciatura Apostólica, estimó monseñor Federico Lombardi.

Más de 100.000 personas se congregaron en los 18 kilómetros que recorrió Francisco del aeropuerto de La Habana a la sede de la Nunciatura Apostólica, estimó monseñor Federico Lombardi.

Foto: Jorge Luis Baños_IPS

Destacó que “el gobierno y la Iglesia Católica en Cuba mantienen relaciones en un clima edificante, al igual que ocurre con todas las religiones e instituciones religiosas presentes en el país, que inculcan valores morales que la nación aprecia y cultiva”.

Creyentes y no creyentes, así como trabajadores movilizados por las autoridades, se congregaron en calles y avenidas habaneras para saludar y acompañar a Francisco en los 18 kilómetros de recorrido hasta la sede de la Nunciatura Apostólica.

Allí se alojará y cumplirá en el resto del día un programa privado. (2015)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.