Visita de Obama cimentará relaciones con Cuba

Se convertirá en el primer jefe de Estado norteamericano que visite la isla de manera oficial en 88 años.

La estancia de Obama en Cuba supone otra vuelta de tuercas al restablecimiento de relaciones diplomáticas anunciado el 17 de diciembre de 2014.

Foto: Jorge Luis Baños_IPS

La Habana, 19 feb.- El deshielo entre Estados Unidos y Cuba iniciado hace apenas 14 meses parece irreversible tras confirmarse la llegada en marzo del presidente Barack Obama quien, según las autoridades, será bienvenido con hospitalidad por el Gobierno y pueblo.

No obstante, el mandatario aseguró en su cuenta de Twitter al confirmar la noticia que “todavía tenemos diferencias con el gobierno cubano que trataré directamente. Estados Unidos siempre se levantará por los derechos humanos en todo el mundo”.

La Casa Blanca calificó de histórico el viaje que Obama efectuará a La Habana junto a la primera dama, Michelle, el 21 y 22 de marzo venidero, en un periplo que incluirá luego a Argentina.

Según el documento circulado en Washington, Obama sostendrá en territorio cubano una reunión bilateral con su homólogo, Raúl Castro, y dialogará con representantes de diversos sectores de la sociedad civil cubana.

Esta “visita histórica” es una “nueva demostración del compromiso del presidente para trazar un nuevo rumbo para las relaciones entre Estados Unidos y Cuba”, destacó en un comunicado el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest.

Para el académico cubanoamericano Arturo López-Levy, el hecho “es expresión de la voluntad en la Casa Blanca de consolidar la nueva política hacia Cuba como legado de la administración en política exterior”.

Reacciones

Antecedentes

La posibilidad del viaje de Obama trascendió en varios medios de comunicación a fines de 2015, cuando fuentes cercanas al Ejecutivo estadounidense informaron que sería evaluado en los primeros meses de 2016.

Obama se convertirá en el primer jefe de Estado norteamericano que visite el país de manera oficial en 88 años.

El último fue Calvin Coolidge (1923-1929), en enero de 1928, cuando llegó a La Habana para dar un discurso durante la VI Conferencia Internacional de Estados Americanos y fue recibido por el entonces presidente, Gerardo Machado (1925-1933).

La otra figura vinculada a la Casa Blanca que estuvo de visita fue el expresidente James Carter, en los años 2002 y 2011.

Dos presidentes estadounidenses, Franklin D. Roosevelt (1939 y 1940) y Harry Truman (1948) también pisaron suelo cubano, pero el ocupado por la base naval de Guantánamo, en el sureste del país.

La de marzo será la cuarta ocasión en que los mandatarios de ambos países se encuentren, tras el saludo durante los funerales del expresidente sudafricano Nelson Mandela (diciembre 2013), en la Cumbre de las Américas de Panamá (abril 2015) y en el 70 período de sesiones de Naciones Unidas en Nueva York (septiembre 2015).

Los sitios digitales de medios nacionales y provinciales, todos en manos del Estado, se hicieron eco del suceso y reprodujeron de manera íntegra o versionaron la declaración oficial ofrecida por Josefina Vidal, directora de Estados Unidos del Ministerio de Relaciones Exteriores.

“Será una oportunidad para que el presidente Obama pueda apreciar la realidad cubana y seguir intercambiando sobre las posibilidades de ampliar el diálogo y la cooperación bilateral sobre temas de interés mutuo para ambos países”, subrayó la víspera Vidal durante una rueda de prensa.

No obstante, la parte cubana volvió a reclamar que, “para llegar a la normalización de esas relaciones bilaterales, tendrían que solucionarse asuntos claves pendientes, incluyendo el levantamiento del bloqueo y la devolución a Cuba del territorio ocupado ilegalmente por la Base Naval en Guantánamo”.

Cientos de cubanos en la calle y redes sociales comentaron al respecto y no dudaron en calificarlo como “el suceso del año”, comparado en impacto con el anuncio del 17 de diciembre de 2014.

Ese día pasó a la historia como muestra del acercamiento de adversarios al parecer irreconciliables, cuando Obama y Castro sorprendieron al mundo con el anuncio del inicio del proceso para reanudar las relaciones diplomáticas interrumpidas en enero de 1961.

“Habemus Obama”, posteó el bloguero Francisco Rodríguez en la red social Facebook. Mientras otro internauta comentó: “Esta es tu casa, Obama”, en alusión a los carteles que mucha gente pegó en las puertas de sus hogares durante la década de los sesenta en apoyo al proceso revolucionario de 1959, que decían “Esta es tu casa, Fidel”.

“Me siento feliz… Todos los caminos conducen a mi Cuba, la isla irreverente que nunca le temió al imperio y dijo, una y otra vez, que estaba dispuesta a dialogar de cualquier tema, siempre que fuera en términos respetuosos. Y ya ven, se va haciendo la luz”, escribió también en Facebook el periodista Luis Ernesto Ruiz.

Una lectora identificada como Tamara comentó en el sitio web de Granma, órgano oficial del Partido Comunista de Cuba (único): “Es en definitiva el presidente norteamericano que más se ha acercado a Cuba y el más admirado en el mundo por su afán de lucha por la paz. Los cubanos de la isla deben acogerlo como se merece y dejar los rencores siempre que ambas partes se respeten”.

“Pasa el 21 y después el 22 de marzo y al día siguiente las cosas continúan igual para el cubano de a pie al igual que para los cubanos que viven fuera de la isla (…) Esperemos, soy muy pesimista cuando de Cuba se trata”, opinó David Gonzáles, al comentar la noticia en OnCuba.

El denominado exilio del sur de la Florida también se pronunció con signos de molestias por parte de algunos líderes que han defendido durante décadas el aislamiento del gobierno tanto de Fidel como de Raúl Castro.

José Basulto, fundador de Hermanos al Rescate, señaló que la visita de Obama es una “canallada” y una “ofensa” a la democracia y la lucha contra la represión del Gobierno cubano.

Por su parte, el presidente del Movimiento Democracia, Ramón Saúl Sánchez, consideró que la visita tendrá resultados positivos si Obama se reúne en público con la disidencia y habla de temas que preocupan al pueblo como los balseros, la “reunificación de la familia cubana”, el “derecho al retorno a los que piensan diferente, así como un proceso de elecciones libres”. (2016)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.