Activistas y artistas cubanos promueven acciones contra el cáncer de mama

Cada 19 de octubre está dedicado al Día Mundial contra esa enfermedad que cuesta la vida a unas 4.000 cubanas anualmente.

Integrantes del proyecto Alas por la vida en una de sus actividades. El cáncer de mama es curable, principalmente si se diagnostica en etapas tempranas.

Foto: Jorge Luis Baños/ IPS

La Habana, 19 oct.- Fomentar una mayor conciencia sobre la importancia del autoexamen para un diagnóstico temprano del cáncer de mama es uno de los objetivos de la Semana Rosada que del 15 al 22 de octubre desarrolla un grupo de activistas y artistas cubanos en esta capital.

Octubre ha sido declarado por la Organización Mundial de la Salud el Mes de sensibilización sobre el cáncer de mama, con el objetivo de aumentar la atención y el apoyo a las acciones para la detección precoz, tratamiento y cuidados paliativos de esta enfermedad no trasmisible.

Un lazo de color rosa es el símbolo con el cual asociaciones y colectivos de todo el orbe celebran cada 19 de octubre el Día Mundial contra el cáncer de mama.

La intención fundamental es despertar la solidaridad con las féminas que lo padecen, además de estimular el interés por conocer más, alertar sobre la enfermedad y conseguir apoyo institucional y financiero para su tratamiento.

En esta ocasión, y por primera vez en este país caribeño, la Campaña por una Vida sin violencia ¡Súmate! celebra una Semana Rosada, a fin de sensibilizar y crear conciencia en adolescentes, jóvenes y la sociedad en general, sobre una de las neoplasias malignas más frecuentes en Cuba.

Un lazo de color rosa es el símbolo con el cual asociaciones y colectivos de todo el orbe celebran cada 19 de octubre el Día Mundial contra el cáncer de mama.

A propósito, Danilo Serrano, coordinador general de ¡Súmate!, argumentó a la redacción IPS Cuba por qué era necesaria una iniciativa de este tipo.

“Hablé con muchos artistas, así como con autoridades del gobierno y del Partido Comunista de Cuba en La Habana. En esa búsqueda desde el humanismo tratamos de que las personas se sientan identificadas, que participen de manera dinámica e interioricen cómo prevenir a temprana edad el cáncer de mama”, explicó.

A su juicio, se trata de acompañar el accionar comunicativo del ministerio de Salud Pública, así como a los proyectos Alas por la Vida, el Grupo de Apoyo a pacientes con mastectomías () y Apuesta por la Vida de la no gubernamental Federación de Mujeres Cubanas (FMC), que llega a todo el país.

Serrano insistió en que también debe desterrarse la idea de que el cáncer de mama es solo un problema de las mujeres, pues uno de cada 100 casos se presentan entre los hombres. “Cualquier problemática social es asunto de todos”, acotó.

Para esta Semana Rosada se pretende fomentar espacios de participación en las Casas de orientación a la mujer y la familia de la FMC, en el sector privado y en centros culturales estatales, mediante conferencias, talleres, entrega de plegables sobre el autoexamen de mamas y juegos interactivos donde se potencia el conocimiento sobre la enfermedad.

Entre las múltiples entidades que apoyan la campaña se encuentran los centros culturales de Artex, promotora y comercializadora del arte cubano, al igual que el bar restaurante Olalá.

En dichos espacios se presentarán artistas sensibles con esta campaña como el grupo DECUBA, Ivette Cepeda, Diván, Leo Vera y Kelvis Ochoa, entre otros, indicó el activista.

“Pienso que el año próximo tendremos una mejor Semana Rosada. La Habana también es mujer y en 2019 cumplirá 500 años, mientras que ¡Súmate! arribará a su primer lustro de existencia. Pero ahora queremos regalarle a la capital de los cubanos y cubanas una semana para que como mujer también se cuide y nosotros cuidarla”, concluyó Serrano.

Hablan las estadísticas

Como parte del conjunto de actividades, el Instituto Cubano de la Música acogió el 15 de octubre una conferencia en la cual la doctora María Caridad Rubio aportó pormenores sobre la incidencia del cáncer de mama en Cuba y particularidades del programa nacional para su prevención y tratamiento.

Este tipo de tumor maligno es el de segunda mayor incidencia y número de fallecimientos en el país, solo precedidos por los de pulmón en ambos sexos, subrayó Rubio, quien se desempeña como jefa de la sección independiente para el control del cáncer en el ministerio de Salud Pública.

Indicó que el de mama constituye el 18 por ciento del total de casos de carcinomas y es responsable del 15 por ciento de las muertes en las mujeres cubanas.

Ello significa que casi 4.000 féminas de la isla —3.973 en 2017— mueren cada 12 meses debido a esta enfermedad, ilustró.

Muchos especialistas coinciden en que alrededor del 70 por ciento de los cánceres de mama son detectados por la propia mujer.

Aunque la mayoría de los que se diagnostican en Cuba se hacen en la etapa II, Rubio lamentó que “todavía el 25 por ciento de los casos se identifican en las etapas III y IV, cuando el tumor se encuentra en un estado avanzado. Muchas mujeres lo esconden y evolucionan por años con la enfermedad que por localizarse en un órgano externo, puede ser perfectamente detectable y curable”.

Insistió en que las cubanas tienen a la mano la oportunidad de asistir, gratuitamente y a tiempo, a los servicios de información, diagnóstico y tratamiento a través del Programa de Detección Temprana del Cáncer de Mama que funciona en todas las provincias.

Este carcinoma suele aparecer en mujeres mayores de 30 años, aunque cada vez se ve en edades más tempranas (antes de los 20 años). La presencia en el seno de un bulto que no duele, no se modifica con el ciclo menstrual, es duro, el tejido alrededor de él se puede inflamar y doler, son síntomas que deben llamar la atención.

Por eso, a partir de la segunda década de vida, es importante que las mujeres se realicen un autoexamen mensual, de seis a 10 días después de terminada la menstruación, cuando el seno esté menos inflamado.

Al analizar algunos de los factores de riesgo, la especialista insistió en adoptar estilos saludables de vida, tener una buena nutrición, evitar el alcoholismo y abandonar el hábito de fumar porque “el 30 por ciento de la mortalidad por cáncer en Cuba es debido al tabaquismo”.

“Lo importante es no tener miedo. La palabra cáncer ha sido muy estigmatizada. Cuando se logra una detección temprana, hacer los tratamientos adecuados, cuando se cumplen los planes existen grandes posibilidades de sobrevivir”, concluyó Rubio. (2018)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.