Biotecnología cubana por el impacto social

En la cita se presentarán los avances sobre una vacuna terapéutica cubana contra la hepatitis B (Nasvac), única de su tipo en el mundo y en la última fase de ensayos.

Jorge Luis Baños - IPS

La actual edición de la cita está dedicada a las aplicaciones médicas de la biotecnología

La Habana, 6 mar.- El desarrollo de la biotecnología en Cuba, en los últimos años, se caracteriza por lograr nuevos productos, no solo al proponer “una tecnología propia”, sino al resultar “totalmente novedosos en términos de sus propiedades”, expresó el investigador Luis Herrera, durante la inauguración del congreso internacional Biotecnología Habana 2012.

Esta industria elabora sistemas de diagnóstico y fármacos para paliar dolencias, de elevada incidencia entre la población cubana e internacional, como el cáncer, dengue, hepatitis B y C, el virus del papiloma humano y sida, entre otras, amplió el científico, en el encuentro que sesionará en el capitalino Palacio de Convenciones hasta el próximo 8 de marzo.

Asimismo, explicó que la isla caribeña aboga por un modelo cooperativo –no competitivo- para la investigación y producción biotecnológica y ostenta “un alto grado de soberanía” para fabricar vacunas, la propuesta líder de esta industria que cobró auge después que, en 1981, se estableciera una estrategia gubernamental para fomentarla.

“De las 13 vacunas que se aplican en Cuba actualmente, ocho antígenos son elaborados en nuestro país”, ejemplificó el director del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (Cigb). Esta institución tiene como prioridad “la relación con la población cubana”, indicó el especialista, sobre la labor de la entidad que investiga sobre 26 enfermedades desde el diagnóstico, la terapéutica o la elaboración de vacunas.

Además, tiene una fuerte línea de desarrollo de medicamentos contra las enfermedades infecciosas, mientras el Centro de Inmunología Molecular potencia las investigaciones contra el cáncer y se distingue por la extracción de proteínas de células de mamíferos.

Hoy, la biotecnología y la industria farmacéutica constituyen el segundo renglón de exportación de bienes materiales del país. Así, en 2011, esta área reportó ingresos netos de más de 100 millones de dólares, indicó el especialista en su presentación, donde abordó el tema de la industria biotecnológica cubana y la innovación de productos de alto impacto social.

Por otra parte, el directivo remarcó “la trascendencia económica” de la actividad que desempeñan y la importancia de continuar trabajando para “contribuir de una forma más efectiva a los resultados económicos del país”.

De hecho, esta industria forma parte de las áreas a potenciar en el proceso de actualización del modelo económico cubano que encauza el gobierno de Raúl Castro, cuyas pautas se recogen en el documento “Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución”, analizado en debates barriales y en centros educativos y laborales.

En la apertura del congreso internacional, el profesor estadounidense Peter Agre, Premio Nobel de Química 2003, ofreció una conferencia sobre las acuaporinas (un tipo de canal en las membranas celulares) y abogó por la cooperación entre su país y la isla en este campo. (2012)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.