Fiscales, juezas y jueces de Cuba estudian género

El protocolo puede ser replicado donde se desempeña cada profesional que pasa el entrenamiento.

Jorge Luis Baños - IPS

El grupo está integrado por jueces, juezas y fiscales de las 15 provincias cubanas.

La Habana, 12 nov.- Para poner en manos de jueces, juezas y fiscales una herramienta que facilite la sensibilización sobre cuestiones de género en todo el país, se realiza durante esta semana un curso sobre prevención de la violencia hacia las mujeres.

El taller es conducido por los conferencistas Gabriel del Mazo, profesor de varias universidades en Argentina, y Pablo Molina, de Oficina de la Mujer de esa nación sudamericana, en la sede de la no gubernamental Unión Nacional de Juristas de Cuba (UNJC), en esta capital.

El grupo está integrado por jueces, juezas y fiscales de las 15 provincias cubanas, trabajadores de consultorías jurídicas, abogadas, notarias, integrantes de la Red Iberoamericana y Africana de Masculinidades y profesores de la facultad de Derecho de la Universidad de La Habana, dijo Yamila González, de la junta directiva de esta sociedad.

También participan las coordinadoras del proyecto de género de la UNJC en todas las provincias y las coordinadoras de la zona oriental del programa sobre Género y derechos sexuales y reproductivos, que recibe el apoyo del Fondo de Población de Naciones Unidas.

A juicio de González, resulta clave capacitarse en estos temas, transversalizar el enfoque de género y sobre todo saber cómo prevenir la violencia. De esta manera, las y los juristas desmontan estereotipos y pueden identificar una relación de discriminación cuando están frente a ella.

En tanto, Del Mazo explicó que la idea se gestó en mayo pasado durante un encuentro sobre mujer y derecho realizado en La Habana. Busca diseminar también en Cuba una herramienta pensada para sensibilizar y concienciar sobre la equidad de género, detalló.

“Propusimos armar esta capacitación, de modo que reuniera a personas de todo el país para formar profesionales que después se encarguen de dar talleres similares en sus espacios habituales”, dijo el académico a la Redacción IPS Cuba.

La herramienta es un protocolo de trabajo en talleres sobre género, derecho constitucional y convenciones internacionales, filmado con expertas que exponen teorías y conceptos sobre esas materias, explicó Molina.

“Les siguen prácticas que buscan reflexionar sobre asuntos como los estereotipos, uso del leguaje género sensitivo, igualdad y las acciones positivas que puede tener el Estado en el tema de la discriminación”, agregó.

Mediante el trabajo en grupos, se realizan ejercicios a partir del intercambio de opiniones y experiencias para desmontar estereotipos, los mandatos del lenguaje, desigualdades, la exclusión y la violencia.

Además propone una actividad práctica para que las y los alumnos se conviertan en replicadores de esos temas en sus lugares de procedencia.

De acuerdo con Molina, el curso contiene módulos específicos sobre violencia doméstica y la trata de personas para la explotación sexual, que devela el componente de género en grandes problemas como el tráfico humano donde 98 por ciento de las víctimas son mujeres.

Las y los participantes del taller califican de positiva la capacitación.

Para Israel Calderín, profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Oriente, en Santiago de Cuba, “este taller nos sensibiliza y aporta más elementos para instruir a nuestros estudiantes y, en sentido general, a toda la sociedad”.

Ejemplificó que, entre los temas debatidos, trascendió cómo se puede trabajar más en la equidad de género en Cuba, aunque existe una política dirigida al acceso de las mujeres a puestos de dirección y está escrita la igualdad de derecho en las leyes.

De los 25 organismos de la administración central del Estado solo tenemos ocho ministras, dijo Calderín. “Y no tienen la visibilidad que debieran como un logro social”, opinó.
Lamentó que, “en la fiscalía, donde las mujeres son el alrededor del 85 por ciento, nunca hemos tenido una fiscal general del país”.

“El curso es excepcional”, compartió Yadira Fonseca, fiscal en la Isla de la Juventud, el segundo islote más grande del archipiélago cubano. “Me va a servir para ser replicadora y compartir estos conocimientos y experiencias”, continuó.

A partir de hoy, “voy a proyectarme en el ejercicio profesional desde una perspectiva diferente. Sé cómo manejar un asunto determinado, mucho más si viene por el tema de la violencia hacia la mujer y discriminación de género”, destacó.

Esta acción formativa se inserta en la Jornada Nacional por la No violencia contra la Mujer, que cada año realizan organizaciones de la sociedad civil, estatales y gubernamentales alrededor del 25 de noviembre, día internacional para prevenir ese flagelo global. (2014)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.