Jóvenes caminan por una cultura de paz

Promotores de derechos sexuales consideran que las nuevas generaciones pueden propiciar cambios favorables en la sociedad actual.

Crédito: Jorge Luis Baños/IPS

La Red de jóvenes por la salud y los derechos sexuales ha realizado 11 talleres de formación de promotores desde 2011 hasta la fecha.

La Habana, 23 nov.- Para llevar un mensaje de no violencia contra la mujer y promover el respeto en las relaciones de pareja, la Red de jóvenes por la salud y los derechos sexuales desplegó sus fuerzas por zonas bien concurridas cercanas al centro histórico de La Habana durante el atardecer de este viernes.

Los promotores, asociados al estatal Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), distribuyeron plegables y afiches por el Parque Central, el Paseo del Prado y el Parque de la Fraternidad, y se detuvieron a conversar sobre sexualidad responsable con las numerosas personas que transitan esos lugares al concluir el horario laboral.

En la caminata también participaron las integrantes del grupo Oremi, de mujeres que aman a otras mujeres. En estas iniciativas se unen diversas redes acompañadas por el Cenesex, explicó María de los Ángeles Machín, integrante de la agrupación femenina.

Si bien el trabajo de la red de jóvenes va enfocado precisamente a ese sector, para realizar las acciones de promoción buscan lugares céntricos, donde confluya un público diverso y amplio, señaló Dayron Carretes, integrante de la red juvenil, quien estudia en la Universidad de Ciencias Pedagógicas “Enrique José Varona”.

A juicio de Indira Meneses, de 25 años, recién graduada de Bibliotecología y Ciencias de la Información, en la actualidad hay un mayor conocimiento sobre salud y derechos sexuales pues paulatinamente crecen los espacios de divulgación sobre el tema.

También existe más apoyo de las entidades estatales, pero todavía hace falta incidir directamente en las comunidades, señaló Guillermo Soler, un carnicero de 23 años, que reside en Mayabeque, una provincia aledaña a La Habana.

Para él, no se deben concentrar actividades solo en fechas específicas como las jornadas por la no violencia contra la mujer, que cada año, desde 2007, organizaciones de la sociedad civil, gubernamentales y estatales realizan durante noviembre y diciembre.

En tanto, Yadiel Cepero, de 25 años y alumno de la Universidad de Ciencias Informáticas (UCI), destacó la importancia de convocar a la gente joven, que promoverá cambios futuros.

Precisamente, en la UCI radica el grupo Amor a segunda vista, que con sus 25 integrantes es uno de los más grandes e influyentes de la red, explicó Cepero.  Además de realizar su labor en el centro de altos estudios, el colectivo extiende su rango de acción a las poblaciones adyacentes, detalló.

A juicio de la directora del Cenesex, Mariela Castro, fortalecer el trabajo en las comunidades, educar en temas relacionados con la protección y la responsabilidad en las relaciones sexuales, y fomentar el respeto a la diversidad figuran entre los principales objetivos de la agrupación.

También lo son crear mayor conciencia sobre las enfermedades de trasmisión sexual, la violencia doméstica, el embarazo precoz y sus riesgos, precisó durante el IV Taller Nacional de la Red de Jóvenes por la salud y los derechos sexuales, que sesionó del 13 al 16 de noviembre en la oriental ciudad de Bayamo.

Aunque la iniciativa se concibió originalmente como pequeños núcleos dentro de las universidades, la incomprensión de muchas autoridades académicas frustró el proyecto y el Cenesex asumió la tutela.

Desde su creación en 2011, la red implica a jóvenes promotores de diferentes procedencias y ya cuenta con agrupaciones en ocho de las 15 provincias del país.

Cada año, mediante los circuitos digitales, se lanza la convocatoria para formar a nuevos jóvenes sin importar nivel educacional, aunque hoy buena parte de sus integrantes son estudiantes universitarios (2013).

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.