La Avellaneda nunca tuvo su película

La autora de la novela “Sab” aportó posiciones feministas y representaciones de género para la cultura cubana.

Foto: Archivo IPS-Cuba

La cita conmemora el bicentenario del natalicio de Tula.

La Habana, 19 mar.- Un proyecto de película sobre la escritora camagüeyana Gertrudis Gómez de Avellaneda (1814-1873), concebido y nunca realizado por la cineasta Mayra Vilasís (1944-2002), atrapó la atención del público asistente a los Encuentros Universo Avellaneda.

Organizado por el Grupo de Género y Cultura de la no gubernamental Unión de Escritores y Artistas de Cuba, el espacio aprovechó el bicentenario del natalicio de la intelectual, también llamada Tula, para reivindicarla y hablar sobre sus huellas en la cultura cubana, según Danae C. Diéguez, del proyecto Mirar desde la sospecha.

La autora de la novela “Sab” es considerada una de las principales figuras de la literatura cubana del siglo XIX y fuente de aportes feministas y de representaciones de género para la cultura cubana.

El encuentro, realizado el 17 y 18 de marzo, sacó a la luz detalles desconocidos sobre la realización del guión de la película jamás realizada.

La escritora Lourdes Pasalodos expuso cómo a partir de una relectura de las cartas de amor de la Avellaneda sugirió hacer una película. Recordó que su propuesta despertó la curiosidad de Vilasís, quien le dedicó al texto más de diez años de trabajo, prácticamente hasta su muerte.

Junto a la escritora Mirta Yañez, las tres trabajaron en la investigación, puntos de vista y argumento del proyecto, que tenía como pretexto a la Avellaneda y la mirada puesta en sacar a flote temas que les interesaban a las mujeres, rememoró.

“Me identifico con Gertrudis Gómez de Avellaneda. Era apasionada e irreflexiva y estuvo dispuesta a pagar -y pagó- un altísimo precio por ser como era. Mayra tomó mucho de su obra sobre el antiesclavismo y aquella sociedad injusta y aparencial en la que vivió”, destacó.

Pese a que las separaron dos siglos, Pasalodos descubrió similitudes entre la Avellaneda y Vilasís en sus vidas complejas, tenacidad y persistencia, su trabajo intenso, pasiones y sacrificios. “Eran dos mujeres inmensas”, valoró.

También se escucharon otros detalles de la voz de Gloria María Cossío, asistenta de dirección del estatal Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos, quien aseguró tener en su poder un guión totalmente concluido, con 110 páginas y 58  secuencias.

Compartió detalles de cómo Vilasís decidió contar la historia, a qué actores contactó o pensó para asumir los personajes y consideraciones sobre el elevado costo de la producción de una película de época. A su juicio, el alto presupuesto fue una de las causas de que nunca se lograra el filme.

Cossío reveló la existencia de un segundo guión, inconcluso, que abarca solo las tres cuartas partes del original. Leyó algunos de los poemas de amor publicados por la directora de cine en su libro “Malvada que soy”.

Para la realizadora Magda González, Tula “es una figura que por dos siglos ha generado controversias, con criterios injustos sobre su figura, su proyección, patriotismo y apego a Cuba”.

“Es muy importante lo que está pasando con el bicentenario. Tenemos que darle toda su estatura, hacer que las personas la conozcan, no solo las nuevas generaciones de mujeres sino también los hombres”, consideró.

Sacó a colación un tema peliagudo. “Sus restos (que reposan en España) deben ser devueltos a Cuba para servir de ejemplo a la sociedad. Es un legado nuestro y no nos lo podemos dejar quitar”, insistió González.

El encuentro también abordó el tema de guiones no realizados como el de Patricia Ramos dedicado a la controversial figura de Enriqueta Favez (1791-1856). Incluyó un conversatorio de las realizadoras Magda González Grau y Marilyn Solaya sobre sus respectivos largometrajes de ficción: “Por qué lloran mis amigas” y “Vestido de novia”.

En tanto, el investigador Maikel José Rodríguez disertó sobre el sexismo en la historia del arte. “Como espectadores y espectadoras consumimos un arte que está habitualmente representado para la mirada masculina”, destacó.

Universo Avellaneda acogió un panel sobre la teoría queer en los estudios culturales, una mesa de escritoras de diferentes generaciones, lecturas y un homenaje a la escritora Georgina Herrera, con la proyección del documental “Cimarroneando con GH”. (2014)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.