Musulmanes de Cuba creen en la convivencia pacífica

Esta religión cuenta en el país caribeño con alrededor de 4.000 creyentes. La Habana, 9 mar.- La Liga Islámica de Cuba (LIC) defiende la convivencia pacífica y civilizada con todas las denominaciones religiosas del país, mientras advierte sobre el peligro de la islamofobia a nivel global estimulada por conglomerados mediáticos. Atentados terroristas en París y … Leer más

El panorama religioso en Cuba tiende a ser cada vez más diverso, según especialistas.

El panorama religioso en Cuba tiende a ser cada vez más diverso, según especialistas.

Foto: El panorama religioso en Cuba tiende a ser cada vez más diverso, según especialistas. Foto Tomada de Progreso Semanal

Esta religión cuenta en el país caribeño con alrededor de 4.000 creyentes.

La Habana, 9 mar.- La Liga Islámica de Cuba (LIC) defiende la convivencia pacífica y civilizada con todas las denominaciones religiosas del país, mientras advierte sobre el peligro de la islamofobia a nivel global estimulada por conglomerados mediáticos.

Atentados terroristas en París y Copenhague realizados por radicales islámicos concitaron el rechazo de gobiernos y organizaciones civiles, y renovaron los debates sobre el auge de las ideologías radicales, independientemente de su credo.

El Imam Yahya Pedro Lazo, presidente de la LIC, opinó que “el terrorismo es agresión, corrupción en la tierra, acción destructiva, y guerra contra Allah, su Mensajero y los musulmanes”.

También lamentó la imagen distorsionada y generalista que transmiten los medios de comunicación sobre la comunidad musulmana.

“La mayoría de los hombres y mujeres que trabajan en los medios de comunicación no saben nada o casi nada acerca de nuestra religión.

Allah no es un Dios particular de los musulmanes. Él es el Señor de todos los hombres y mujeres que creó”, aseguró el Imam.

Sobre el fundamentalismo y otros fenómenos, el líder espiritual conversó con la Redacción IPS Cuba.

REDACCIÓN IPS CUBA: ¿Qué posibilidades existen de que sucesos como los ocurridos en las capitales de Francia y Dinamarca contribuyan a exacerbar la islamofobia en el mundo?

IMAM YAHYA PEDRO LAZO: Aunque los sucesos recientes apuntan a una escalada de la islamofobia, pensamos que se impondrá el sentido común y la justa razón. La inmensa mayoría de los musulmanes respetan los mandamientos del Dios de todos los seres humanos. Él, Glorificado y Exaltado Sea, nos ordena respetar la vida, los bienes y el honor de todos los seres creados, así como sus símbolos religiosos.

Más de 1.500 millones de hombres y mujeres en todas las regiones de la tierra han abrazado el Islam mediante la lógica de su mensaje, el cual nos enseña que debemos perdonar tantas veces como sea necesario.

IPS CUBA: ¿En qué medida la denominada Primavera Árabe, la guerra en Siria y el anuncio de la creación del Estado Islámico en Oriente Medio, entre otros hechos, contribuyen a exacerbar y manipular el extremismo islámico?

IMAM YAHYA: No se deben provocar discordias, rencores, ni odios, ni contra el Islam ni contra otra de las religiones reveladas.

La prensa radial, televisiva, plana o digital, tienen una gran responsabilidad en el aumento o disminución de las acciones violentas que originan los irresponsables de todas las denominaciones.

A la luz de los acontecimientos recientes, vemos que es imperiosamente necesario que los órganos y medios de prensa hagan un uso responsable de sus mensajes.

La libertad de expresión ejercida responsablemente no debe significar ofensa a los símbolos religiosos de los demás, trátese de judíos, cristianos, budistas o santeros.

REDACCIÓN IPS CUBA: ¿Considera entonces que muchos medios insisten en el componente religioso cuando se trata de acciones violentas cometidas por musulmanes?

IMAM YAHYA: Cuando se habla de hombres como David Koresh, líder de la secta Davidiana en Waco, estado norteamericano de Texas, responsable de la muerte de más de 80 hombres mujeres y niños (1993), no se insiste en el tema de su religión.

Tampoco en el caso de la secta Verdad Suprema y su líder, que atacaron con bombas de gas sarín neurotóxico al metro de Tokio (1995), matando y ocasionando daños a cientos de personas.

Cuando el Movimiento para la Restauración de los Diez Mandamientos y sus líderes, el Padre Kataribaabo, Joseph Kitwetere y otros sacerdotes protagonizaron la matanza de casi 600 personas entre hombres mujeres y niños en Kanungo, Uganda, nadie refirió ni habló de su credo.

O en el caso del reverendo Jim Jones, quien hizo beber cianuro de potasio disuelto en refresco a casi 1.000 personas (1978), y los que se negaron a beber fueron asesinados a balazos.

En los Estados Unidos se ha hecho cotidiano que cualquier hombre, joven o niño mate a decenas de personas en escuelas y universidades. En estos casos, los medios evaden referirse a su religión o a calificarlos como un típico acto de terror.

¿Cuántos millones de muertes suceden en Afganistán, Iraq, Palestina; cuántos hombres, mujeres y niños sin hogar pasan hambre y frío extremos en este mismo momento; cuál es la situación en Siria y países vecinos donde viven millones de refugiados?

¿Porque unos quieren los bienes y controlar las tierras de los demás por medio de la fuerza? ¿Cuántos miles de musulmanes inocentes han sido encarcelados, torturados, violados y humillados?

REDACCIÓN IPS CUBA: La rama del Islam que propugna el extremismo y la yihad justifica sus actos a partir de supuestos mandatos del Corán y de las enseñanzas del profeta Mahoma. ¿Qué opinión le merece esto?

IMAM YAHYA: Lo que caracteriza al musulmán verdadero es el temor y la sumisión a Dios, la tolerancia, la generosidad, el respeto al otro, el amor a la familia; ser defensores de la justicia, enfrentar lo mal hecho venga de donde venga y denunciarlo.

El éxito en la lucha contra el terrorismo, pasa por entender que no hay un terrorismo bueno o islámico, solo hay terrorismo.

Queremos que el mundo sea un lugar de paz, y debemos luchar por ello. Para lograrlo, resulta esencial el respeto al derecho de los demás y tratarlos con justicia; dotarse de un lenguaje de paz y erradicar la violencia. La paz también exige objetividad, prudencia y respeto por parte de la prensa. (2015)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.