Reconciliar la fe y la diversidad sexual

La campaña cubana por el respeto a la libre orientación sexual e identidad de género encauza acciones en la universidad.

Archivo IPS Cuba

El proyecto de Jóvenes por la Diversidad incluye a estudiantes universitarios de varias academias cubanas

La Habana, 25 may.- Preocupado por conocer las instituciones y el activismo que aboga por los derechos de las personas no heterosexuales en Cuba, un grupo de jóvenes de la Universidad de La Habana (Uh) debatió sobre los conflictos entre el fundamentalismo religioso y la diversidad sexual en la isla caribeña, como parte de la IV Jornada contra la Homofobia.

Casi al cierre de esta cita anual, la Casa de la no gubernamental Federación Estudiantil Universitaria (Feu) realizó una nueva edición de un video-debate, que se celebra desde febrero pasado, donde especialistas del estatal Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex) intercambian con estudiantes de la mencionada academia después de ver un filme relacionado con este tema.

El espacio, desarrollado el 24 de mayo, constituye una iniciativa conjunta entre este centro y la Uh para promover el respeto de la diversidad sexual entre los futuros profesionales del país. En él participa además el recién creado grupo de Jóvenes por la Diversidad, de promotores de salud sexual capacitados por el Cenesex y que cursan estudios superiores.

Tras disfrutar de la película estadounidense “Plegarias para Bobby” (2009), que arrancó lágrimas en el auditorio, la juventud expresó sus inquietudes y dudas a Alberto Roque, activista gay, sobre las soluciones que se han encontrado en Cuba para las personas religiosas con orientaciones no heterosexuales.

El filme está basado en la historia real de Robert (Bobby) Griffith, joven que se suicidó a los 20 años en la década del 80 del siglo XX en los Estado Unidos, después que su familia, fundamentalista cristiana, no comprendiera su condición homo. En el mundo, varias congregaciones religiosas acogen a la diversidad sexual, mientras la mayoría considera todavía hoy como pecado las relaciones entre personas del mismo sexo.

Roque, también colaborador del Cenesex, explicó que su institución ha trabajado con el ecuménico Centro Memorial Martin Luther King Jr. (Cmmlk), que apoya la inclusión de la diversidad sexual en las iglesias cristianas de Cuba. Sin embargo, no ha podido llegar, entre otras, al catolicismo en la isla.

Líderes del Cmmlk, como el reverendo Raúl Suárez y la pastora Raquel Suárez, enfrentan las críticas de la mayoría de la comunidad protestante del país, recordó un joven universitario y bautista. Para él, la experiencia de este centro debe extenderse.

En la polémica, se destacó la necesidad de crear en Cuba un grupo, civil o acompañado por una institución estatal, de padres y madres por el respeto a la libre orientación sexual e identidad de género, que pueda trasladar sus experiencias a quienes enfrentan la misma situación.

Asimismo, se analizó que en muchas familias ateas del país la homosexualidad de alguno de sus hijos se asume de forma más traumática, por la prevalencia de una cultura machista. Para el público, se deben profundizar las acciones educativas en todos los niveles de enseñanza y en espacios como las Fuerzas Armadas Revolucionarias.

También, en colectivo, se desmontaron mitos religiosos al respecto, que prevalecen en la sociedad en general, como: los gays van al infierno, las relaciones homosexuales están contra la naturaleza humana y Dios, sobre todo el de la tradición judeo-cristiana, prohibió en las escrituras este tipo de intercambio amoroso.

La IV Jornada contra la Homofobia concluye el próximo 26 de mayo, tras casi un mes de actividades de sensibilización para la población cubana. La ciudad de Santiago de Cuba, ubicada a 861 kilómetros al sureste de La Habana, es la sede del evento en 2011, que constituye la principal acción de una campaña de educación y respeto a la diversidad sexual de todo el año. (2011)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.