Teams en Cuba o la nueva moda tribal en redes sociales

Apellidos llenos de símbolos, fotos en poses, publicaciones con frases tribales, competencias para votar por imágenes o usuarios, son esencias de la tendencia entre adolescentes en la nación caribeña.

Hay quienes solo se cambian el apellido por el nombre del grupo y hay quienes mudan hasta el nombre.

Foto: Tomada de Facebook

Hace unos años la (pre)ocupación eran las tribus urbanas que rondaban los parques de la Calle G en la capital cubana. Cada sábado, grupos de adolescentes y jóvenes se reunían en la céntrica avenida para compartir música, gustos, estilos, ideas; o simplemente pasar la noche. La opción de “pertenecer” y “ser” más allá de las instituciones y la familia. Un espacio aparentemente sin control para los grupos de mikis, frikis, repas… y tantas variantes que existieran en dependencia, esencialmente, del consumo y las prácticas culturales.

Hoy, más de 10 años después, los adolescentes de estos tiempos, la generación de millenials siguen con ese espíritu tribal. Igual que antes, se reúnen los sábados, pero ahora en la mañana. El frente del Capitolio y el Paseo del Prado se han convertido en la Calle G de 2019. Aunque no es este el mayor espacio de interacción; es apenas el encuentro físico de intercambios frecuentes sostenidos en el entorno digital, especialmente en redes sociales como Facebook, Whatsapp o la versión cubana ToDus.

A semejanza de aquellos del parque G, les puede mover la intención de pertenecer, de soltar las amarras con todo lo establecido. Son tribus igual, aunque quizás no exactamente definidas como las de hace una década. No tienen delimitadas diferencias entre sí, a no ser el querer ser más populares entre un grupo y otro. Son los TEAMs, y es la nueva moda virtual de las y los adolescentes cubanos.

Siete mandamientos para entender a TūKöla Dūrakitäh

Apellidos llenos de símbolos, fotos en poses, publicaciones con frases tribales, competencias para votar por imágenes o usuarios, banners idénticos con nombres de grupos… varias señales pueden indicar la presencia de un TEAM.

A partir de un sondeo realizado por Redacción IPS Cuba a varios perfiles y usuarios de estos grupos, además de información facilitada por algunos de ellos y la consulta de materiales periodísticos publicados sobre el tema, se pueden establecer siete características esenciales:

  1. Usualmente esta práctica grupal la asumen adolescentes entre 13 y 19 años, especialmente estudiantes del nivel preuniversitario, aunque algunos integrantes pueden cursar los primeros años de la universidad.
  2. Para pertenecer debes “ser popular”, tener centenas o miles de amigos y seguidores y que tus publicaciones sobrepasen los cientos de likes.
  3. En dependencia del grupo al cual quieran integrarse, los interesados deben cambiar sus apellidos por el nombre del TEAM en cuestión. No significa la aceptación inmediata. Depende de la “popularidad” que tenga y de la percepción del administrador de cada grupo. Incluso si no llega a integrarlo, los administradores le pueden pedir que se quite el nombre del TEAM de su perfil.
  4. Un mismo usuario puede pertenecer a varios grupos, incluso puede cambiarse de unos a otros, si les otorgan más crédito o son más populares. También es común, entre parejas de adolescentes, que pertenezcan a TEAMs diferentes.
  5. Las y los integrantes deben ser conocedores de nuevas tecnologías, particularmente redes sociales y aplicaciones fotográficas. Son vitales para alcanzar más likes y competir en los VOTA, desafíos o retos que entre grupos o usuarios realizan para conseguir más seguidores.
  6. La tendencia es más frecuente en la capital, donde se reúnen en diferentes espacios para socializar dentro y entre TEAMs, además de realizar los Votas.
  7. Muchas de las charlas entre los miembros se realizan en chats colectivos. La noción de privacidad se pierde y los diálogos pueden ser privadamente públicos.

Entre los grupos más populares están los asociados a comidas y bebidas. Pueden aparecer desde Põmïţö Ďūřäķïťö De Áqūä Dę ľă Pìĺá, como Rëfrëskïtö TüKölïtä Fävörïtä Pä Tömäl hasta alusiones a cigarros, bebidas alcohólicas u otro tipos de comestibles.

También aparecen aquellos TEAMs que reverencian canciones, agrupaciones musicales o ídolos de la farándula como los TöTizä, DūcGūccï o TöGūccï y los TöDūrakös. U otros que asumen combinaciones o repeticiones de palabras de argot popular como PëgäPegă; aquellos con anglicismos como Bäd-Böy Böss; están también los Team Lüxüry, o las Pïnk; las gamas de los Over, como los Bläck Ovër y Rïch Ovër; sin descartar las Bbëxhitäh y sus múltiples variantes.

¿Por qué preocupan los TEAMs?

Como sucedió antes cuando las tribus urbanas de los parques de G, a varias instituciones y gremios juveniles y estudiantiles (pre) ocupa el fenómeno de los TEAMs. Más allá del espíritu tribal que busca independencia de escuelas, centros y de la propia familia, para algunos, incluidos académicos e investigadores, resulta importante analizar las prácticas y dinámicas de estos grupos en redes sociales.

Algunos centros de estudios y especialistas ya encauzan investigaciones a propósito, en tanto medios y organizaciones juveniles le han dedicado y dedican páginas y pensamiento.

¿Quiénes son los líderes de estos TEAM? ¿Cuáles son las características socioeconómicas de quienes pertenecen a estos grupos? ¿Cuáles son los principales contenidos que se comparten en estos espacios? ¿Qué marcan las dinámicas grupales e individuales que emergen desde estas socializaciones digitales?

Pueden existir varias variantes de grupos asociados a palabras en inglés, temas de canciones o productos alimenticios.

Foto: Tomada de Facebook

Pueden ser algunas preguntas para las cuales no hay respuestas precisas todavía. Cuando lleva meses el fenómeno, se pudieran vislumbrar algunas cuestiones, como las diferenciaciones sociales y económicas que estas prácticas pueden estar arrojando. Diferenciaciones que pueden ser producidas por la posibilidad de acceder a mejor tecnología de unos adolescentes sobre otros, la capacidad monetaria para pagar conexión por datos y ,por supuesto, el poder adquisitivo para ropas, maquillajes, indumentarias y otras variantes que pueden permitir tener más likes en los VOTA.

Sin contar que estos entornos pudieran también reproducir bullying digital a algunos integrantes desde el propio proceso de los VOTA, según su procedencia social, su poder económico e incluso por cuestiones de género, color de la piel, entre otros.

Una cuestión que además pone a debate el marco legal para el empleo de las nuevas tecnologías por las y los adolescentes en la nación caribeña, un tema desconocido y que coloca más retos que respuestas.

En un primer acercamiento, los TEAMs parecen una forma actualizada de tribus, esta vez digitales. Maneras renovadas de comunicar y socializar, cambiando las redes y los lenguajes. Ya no son los frikis, los mikis, o los repas; ya incluso parecen arcaicos los gamers. Los teamers son la nueva onda. Veamos hasta dónde llega. (2019)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.