Youtubers cubanos ¿se puede llegar a ser un influencer?

Entre estrategias informales para ganar visibilidad y una exploración del marketing digital, aumentan los jóvenes que ansían convertirse en líderes de opinión en las redes.

“Posicionarse y llevar un proyecto en Internet no es nada fácil”, asegura Julio Lusson, youtuber cubano.

Foto: Tomada de gaming.youtube.com

Julio Lusson se define a sí mismo como un apasionado de las tecnologías, aunque su primera computadora no la adquirió hasta los 21 años.

DJ de noche y youtuber de día, este joven de un barrio de la periferia de La Habana ha logrado convertirse en una “persona influyente” para los usuarios cubanos que siguen los temas tecnológicos en las redes.

Su canal de Youtube, Tecnolike Cuba, cuenta con más de 4.700 seguidores –cifra considerable para los estándares de la isla caribeña– y el patrocinio de varios emprendimientos nacionales, como el taller de celulares Robcell y la aplicación Conoce Cuba.

“Posicionarse y llevar un proyecto en Internet no es nada fácil”, asegura Lusson, quien ha tenido que aprender sobre la marcha los trucos del mundo digital y encontrar la manera de costear los altos precios de las tecnologías y la conexión a Internet en el país.

Convertirse en un líder de opinión resulta aún más complejo. Además de una presencia constante en las redes sociales, quienes aspiran a ubicarse en este círculo deben contar con un número de seguidores que supere la cifra de los miles y niveles altos de respuesta e interacción de sus públicos (engagement).

Tecnolike Cuba, cuenta con más de 4.700 seguidores, cifra considerable para los estándares de la isla caribeña.

A lo que se suma las complejidades de ganar seguidores en una sociedad parcialmente desconectada.

Cómo ganar visibilidad en Cuba

Para Lusson, “la forma más económica y efectiva de alcanzar visibilidad en Cuba continúa siendo a través del Paquete de la Semana”.

Esta vía informal de circular productos audiovisuales e información, persona a persona, mediante dispositivos de almacenamiento, surgió como alternativa al control estatal sobre los medios de comunicación y el casi inexistente, hasta hace unos años, acceso a Internet.

Por una suma equivalente de ocho a 10 dólares, los youtubers cubanos pueden ubicar sus videos durante un mes en el paquete que se distribuye por todo el país.

Para los aspirantes a influencers cubanos, esa inversión resulta más rentable que los costos establecidos por la estatal Empresa de Telecomunicaciones de Cuba para la conexión wifi y por datos móviles.

Aunque no es el medio ideal para socializar y consumir información, permite a los youtubers que viven aquí ganar un público nacional que puede no seguirlos con la misma constancia en las redes.

No obstante, la plataforma de Youtube ha registrado un salto considerable en el acceso de los usuarios cubanos.

De la discreta cifra de 3,6 por ciento en septiembre de 2017, ascendió a 36,2 por ciento a mediados de 2018, según recoge el sitio StatCounter.com y el medio estatal Cubadebate.

El otro impulso llegó con el acceso a la conexión 3G. Desde la apertura del servicio en diciembre de 2018, Tecnolike Cuba duplicó el número de seguidores en todas las redes sociales, incluida Youtube, confirma Lusson.

Las visualizaciones provienen de Cuba, en su mayoría, seguida por España y Estados Unidos.

La forma más económica y efectiva de alcanzar visibilidad en Cuba continúa siendo a través del Paquete de la Semana.

Por otro lado, quienes alcanzan en Cuba un cierto nivel de reconocimiento por su experiencia en un ámbito muy específico (tecnologías, deportes, cuidado del cuerpo, glamour), normalmente cuentan con una comunidad fiel, pero que no suma una gran cifra de seguidores.

Esta distinción los ubica en la categoría de microinfluencers, que es escasamente atendida en las plataformas internacionales dedicadas a conectar negocios con sus potenciales personas influyentes.

Para la palabra Cuba, sitios como influence.co o es.klera.com, relacionan celebridades como las jóvenes actrices Ana de Armas y Livia Brito, que residen en el exterior.

Aunque Tecnolike Cuba también se ha asociado con negocios foráneos, como la aplicación DITU, la mayoría de sus patrocinios llegan del territorio nacional.

El poco transitado camino del marketing digital

La mayoría de los emprendimientos cubanos reconocen las plataformas digitales como el nuevo espacio de referencia para potenciales clientes, dentro y fuera de la nación caribeña; sus estrategias se limitan a la visibilidad que brinda crearse un perfil en Facebook o Instagram.

Pocos exploran otros caminos como el marketing de influencers.

Esta fórmula de la mercadotecnia moderna se considera más creíble y efectiva que las estrategias tradicionales de publicidad, especialmente para los llamados nativos digitales, y brindaría una alternativa de sostenibilidad al creciente número de proyectos en Internet.

Para Jorge Noris, desarrollador de aplicaciones y editor del blog TuAndroid, todavía existe en Cuba poca cultura y preparación para entender plenamente este tipo de conceptos.

“Quienes dicen hacer marketing digital, muchas veces solo hacen función de comunity manager; y los clientes rara vez entienden la importancia y el valor de una estrategia bien segmentada en correspondencia a sus objetivos”, afirma Noris.

Desde espacios institucionales como los Joven Club de Computación, y otros no gubernamentales como los encuentros promovidos por la no gubernamental Unión de Informáticos de Cuba, se ha intentado brindar esta capacitación, aunque de forma esporádica.

Para Noris, otra limitante al desarrollo y la profesionalización del marketing digital en Cuba es la imposibilidad de legalizar el trabajo de personas naturales asociado a esta rama, dado la ausencia de una ley de comunicación. (2019)

2 comentarios

  1. Eduardo

    Hola de parte del proyecto de TecnoLikePlus les agradecemos que nos hayan tenido en cuenta para este articulo y quisiéramos ver la forma de ponernos en contacto. Saludos

  2. JOHNNY inside

    Hace más de un año ya, descubrí la importancia que tiene para la economía cubana (estatal o privada) el uso del marketing de influencers y esto me llevó a solidarizarme con estos jóvenes youtubers cubanos e intentar ayudarlos en su exposición ante los ojos de los decisores en la isla.

    Por esta razón, y sin mucho conocimiento de programación, creé lo que hoy se conoce como la aplicación oficial de los vlogueros cubanos, llamada CUtubers. Aplicación disponible para su descarga gratuita desde Google Play Store y el sitio oficial:

    http://cutubers.johnnyinside.com

    Mediante esta aplicación se puede conocer, sin conexión a internet, una gran cantidad de youtubers cubanos y entrar en contacto directo con ellos o sus canales.

    Muchas gracias a Inter Press Service en Cuba por publicar este comentario y permitir que más personas conozcan del trabajo de los youtubers cubanos a través de esta aplicación.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.