Cuba recibe ayuda externa ante carestía alimenticia y sanitaria

Algunas donaciones procedentes de diversos países serán entregadas de manera gratuita en las provincias.

Las autoridades realzan el envío de donaciones por parte de varios gobiernos y organizaciones como señal de que Cuba no está sola.

Foto: Jorge Luis Baños/IPS

La Habana, 2 ago.- Con la llegada la víspera del buque Papaloapan, procedente de México, el tercero esta semana, Cuba continúa recibiendo donaciones de alimentos, insumos y equipos médicos como paliativo ante la tensa situación alimentaria y de material sanitario en medio de un fuerte rebrote de la covid-19.

Procedentes de naciones como Rusia, Vietnam, China, Bolivia y México, las ayudas en alimentos serán entregadas de manera gratuita en los diferentes territorios, de manera que puedan cubrirse con los surtidos municipios y provincias, según dio a conocer el 28 de julio la ministra de Comercio Interior, Betsy Díaz.

En su perfil en Twitter, el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, expresó a nombre de Cuba la gratitud y agradecimiento a los gobiernos y pueblos que envían ayuda en el peor momento de la epidemia ocasionada por el virus SARS-CoV-2, cuya cepa Delta está provocando cifras de contagios sin precedentes en el país.

El último día de julio, informó el director de epidemiología del Ministerio de Salud Pública, Francisco Durán, en Cuba fallecieron 87 personas, la cifra más alta, incluidas tres muertes de embarazadas y de una niña de 12 años.

En esa jornada se diagnosticaron 9.747 nuevos enfermos, 872 más que el día precedente, lo que representa el reporte más elevado para un día desde el inicio de la pandemia, del total, se registraron 1.628 casos pediátricos.

Los cálculos matemáticos habían pronosticado que en agosto podrían registrarse más de 10.000 nuevos enfermos con covid-19 por día.

Las ayudas

Las autoridades de la nación realzan las donaciones como señal de que Cuba no está sola. Las más recientes proceden de Rusia, México, China, Viet Nam y Bolivia.

Ordenado por el presidente ruso, Vladimir Putin, el 25 de julio llegaron a Cuba dos aviones de transporte militar AN-124 Ruslán, con más de 88 toneladas de ayuda humanitaria consistente en aceite vegetal, carnes en conserva, harina de trigo, otros alimentos, equipos de protección personal y más de 1.000.000 de mascarillas.

Buques de la Armada de México trasladaron un donativo del gobierno de esa nación: el Libertador Bal-02 transportó 612,5 toneladas de alimentos –leche en polvo, frijol, harina de trigo, latas de atún y aceite de cocina–, medicinas y oxígeno; en tanto, el buque cisterna José María Morelos II arribó a La Habana con 100.000 barriles de diésel destinados a abastecer de energía a los hospitales.

El 31 de julio una aeronave de la Fuerza Aérea Mexicana llegó también a la capital cubana con 11 toneladas de insumos médicos y material gastable.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, convocó en días pasados a traducir en acciones concretas a favor del pueblo cubano el voto de los países en las Naciones Unidas contra el bloqueo estadounidense.

México, en su calidad de presidente pro témpore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), donó unas 800.000 jeringas con agujas, como parte del Plan Celac de Cooperación contra la covid-19 y en respuesta “a la urgente necesidad regional y global de continuar contrarrestando el impacto de la pandemia”.

El 31 de julio llegaron a Cuba 30 ventiladores pulmonares de altas prestaciones procedentes de la República Popular China, como parte de un primer donativo de insumos médicos. Según se informó, el resto de los suministros, fundamentalmente medios de protección, llegaría en las próximas semanas.

A la vez, próximamente deben arribar 12.000 toneladas de arroz donadas por Vietnam, en muestra de los especiales lazos de fraternidad y solidaridad que unen a ambos países, según resaltaron autoridades de la nación asiática.

Buques de la Armada de México trasladaron un donativo del gobierno de esa nación a Cuba

Desde Bolivia se recibió en Cuba el 30 de julio un cargamento consistente en 20 toneladas de insumos médicos y de seguridad, además de alimentos, aprobado por Decreto Supremo, coincidente con el anuncio del presidente Luis Arce de enviar ayuda a la nación caribeña.

Medios de prensa informaron que el 31 de julio llegó a la isla un cargamento de alimentos enviado por Venezuela. Medios oficiales también han mencionado a Nicaragua entre los donantes.

En declaraciones periodísticas, Magalys Estrada, directora general de colaboración económica del Ministerio de Comercio Exterior y de la Inversión Extranjera, dijo que desde 2020 han llegado donaciones internacionales y están habilitadas cuentas bancarias para recibir aportes financieros desde el exterior destinados al enfrentamiento a la pandemia.

Al cierre de junio de 2021 Cuba contabilizó 543 ofrecimientos de donaciones de unos 51 países, entre ellos, de gobiernos como China, Vietnam, Venezuela, Rusia, Canadá, Suiza, Angola, Sudáfrica, India, Qatar, Emiratos Árabes Unidos, Belice, Bélgica, Italia, Malta, España, Perú y Nicaragua, y de empresas extranjeras, asociaciones de solidaridad y cubanos residentes en el exterior.

Entre las empresas donantes se encuentran MCV Comercial (Alemania, 14 ambulancias),

Blancafort (España, alimentos cárnicos), Yutong, Fundación Jack Ma & Alibaba, Shenzhen Huawei (China, medios de protección), Vimariel y Viglacera S.A. (Vietnam, medios de protección e higiene y alimentos) y Aztrazeneca (Reino Unido, medios de protección).

Controversias en redes

Como sucede cada vez más con gran parte de los acontecimientos públicos y privados, la entrega desde el 30 de julio de carne en conserva, de procedencia rusa, a 15 de los 18 Consejos Populares del municipio de Pinar del Río provocó una reacción inmediata en las redes sociales digitales, de la cual se hicieron eco numerosos medios de noticias.

Mientras unos internautas agradecieron el gesto del gobierno de Vladimir Putin, otros confundieron la norma rusa para alimentos cárnicos en conserva, de 2013, con la fecha de vencimiento y acusaron de recibir latas vencidas, a la vez que indicaron que la fecha rotulada en el envase era de vencimiento, no la de producción.

Una nota emitida por el Ministerio de Comercio Interior de Cuba desmintió y calificó de falsos tales rumores. Aclaró a la vez que la fecha 031117 impresa en el fondo del envase es la de producción y que en el idioma de origen se señala que la fecha de caducidad es cinco años luego de la producción.

El organismo rector del comercio en Cuba, encargado de la distribución y entrega mediante su red de bodegas para productos normados, apuntó que “el producto fue revisado por las autoridades sanitarias en frontera para determinar que cumplieses con todos los requisitos antes de ser destinado a la población”. (2021)

Su dirección email no será publicada. Los campos marcados * son obligatorios.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.