Instituto de periodismo José Martí de Cuba crece en aula virtual

A las opciones de capacitación acceden profesionales de la prensa y de otros sectores.

Estudiar on line ha resultado una herramienta poderosa al nutrirnos de conocimientos para desarrollar con mayor coherencia nuestro trabajo, afirma Kenia Rodríguez.

Foto: Tomada del sitio web del Instituto Internacional de Periodismo José Martí

La Habana, 27 jul.– Los cursos del Instituto Internacional de Periodismo José Martí (IIPJM), en La Habana, brindaban conocimientos, actualización y posibilidad de intercambiar con colegas del país y más allá. La pandemia de la covid-19 los interrumpió y aceleró el viejo sueño del aula virtual que, rompiendo esquemas, permite llegar a mayor cantidad de personas.

“Durante el mes de marzo de 2020 la situación epidemiológica obligó a detener abruptamente las actividades. A partir de ese momento no pudieron efectuarse los cursos previstos”, recuerda Ileana González, vicedirectora docente del IIPJM.

Si desde antes se trabajaba en el proyecto de educación a distancia, como parte de los objetivos de diversificar las modalidades de enseñanza posgraduada y para responder a demandas de periodistas nacionales e internacionales, la covid-19 obligó a poner el pie en el acelerador.

“Se le imprimió celeridad al proyecto, avanzando en la apropiación de esta modalidad de uso universal para centros educativos y que garantiza la superación continua. La debilidad se convirtió en fortaleza”, sostiene.

Un paso intermedio fueron los espacios convocados entre septiembre y noviembre de 2020, que combinaron la modalidad presencial con videoconferencias, para facilitar la participación desde otras provincias: el taller “Violencia de género, medios y desafíos para Cuba”, el seminario “Las relaciones Cuba-EE.UU.” y el curso sobre periodismo y demografía.

Nacimiento explosivo

El 9 de marzo pasado el IIPJM presentó su plataforma de educación a distancia. Una semana después, ya estaba listo parar acoger a estudiantes en la primera experiencia.

El primero correspondió al Taller de Redes Sociales, luego el de Periodismo Móvil, que en su condición de especialización suscitó mayor interés del personal de los medios de prensa, y el posgrado Género y Comunicación.

Según la vicedirectora docente, la demanda inicial superó las expectativas: 916 solicitudes entre los tres cursos. Preparada para entre 50 y 60 estudiantes por curso, el aula virtual de periodismo debió realizar diversos ajustes, incluidos tecnológicos, y la formación de varios grupos para dar respuesta a todas las solicitudes.

Esta apuesta resultó un reto: nuevas maneras de gestionar las matrículas y dinámicas diferentes, interactividad distante-cercana y autogestión del aprendizaje, entre otras, comenzaron a forman parte de la cotidianidad del IIPJM, ubicado en El Vedado habanero desde su creación en 1983.

“A unas pocas semanas de emprender esta experiencia, para el alumnado, el claustro y la dirección docente del instituto el saldo ya se consideraba positivo”, destacó.

“La iniciativa de ajustar tiempos, evaluaciones y dinámicas sobre la marcha nos permitió ampliar las capacidades y asimilar mayor cantidad de estudiantes en dos grupos”, apuntó.

Para González, tomar clases virtuales representa también un desafío para las personas a la hora de administrar sus tiempos, vencer lecciones y módulos, ver videoconferencias, resúmenes y bibliografías.

En los cursos virtuales ofrecidos desde el instituto internacional de periodismo de Cuba matriculan mayormente mujeres.

Un verdadero desafío

Desde el Instituto se reconoce que estudiar desde casa requiere trabajo y constancia, y para quienes asumen además la carga del trabajo no remunerado, en función del cuidado de la familia, puede convertirse en un verdadero desafío.

De eso bien sabe Kenia Rodríguez, de 42 años, editora y realizadora de documentales en Televisión Serrana, del segundo grupo del curso a distancia Género y Comunicación.

“Ha sido una oportunidad y una alternativa tremenda poder acceder a esta modalidad para la superación personal y profesional. Vivo y trabajo en la Sierra Maestra cubana y estudiar on line ha resultado una herramienta poderosa al nutrirnos de conocimientos para desarrollar con mayor coherencia nuestro trabajo”.

A su juicio, la educación a distancia “pone a prueba las capacidades de emprendimiento en tanto se debe reordenar el tiempo y todo lo que ello supone: familia, hogar, trabajo, estudios… El conocimiento nunca ha sido un bien regalado y el sacrificio viene siendo el mejor aliado”.

Un ejemplo de cómo aprovechar la cuarentena es el de la periodista Tamara Rendón, quien se graduó de los cuatro cursos en tres meses.

Al respecto, posteó en Facebook: “de modo presencial no hubiese podido hacerlos todos a la vez. Me alegro que estemos explotando las bondades educativas de las tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC), creando espacios interactivos, que precisan autorresponsabilidad y voluntad de aprender”.

¿Cómo se estudia en línea en el IIPJM?

Los cursos se estructuran por módulos, con conferencias por cada uno de ellos, además de cápsulas de video con un breve resumen, presentaciones en Power Point, orientaciones en Word, foros para intercambios estudiante-docente, y culminan con una evaluación obligatoria para pasar al próximo módulo. Al final la plataforma emite un certificado.

Hasta ahora la práctica indica que ambas modalidades, presencial y virtual, tienen sus ventajas. La primera resulta más rica en tanto permite el intercambio directo, mientras que a distancia multiplica el impacto, llega a más personas, sin necesidad de desplazarse a la capital ni permanecer en espacios cerrados.

A los cursos iniciales desde mayo se sumó uno nuevo: ¿Cómo reportar sobre vacunas en los medios de comunicación?, con una matrícula de 98 periodistas. Informa González que la matrícula estará abierta mientras se mantenga la demanda, por su importancia en la actual alza de la pandemia y el proceso de vacunación, que se prolongará lo que resta de año y abarcará a quienes puedan –y deseen– recibir el inmunógeno.

“Al concluir los cursos actuales evaluaremos el saldo general, las ventajas y los beneficios, pero ya podemos avanzar que un mayor alcance territorial y profundización en los contenidos apuestan a favor. Por ello, el IIPJM continúa identificando tópicos con posibilidades inmediatas de convertirse en opciones formativas”, aseguró la vicedirectora docente.

Con la excepción del curso sobre reportes acerca de las vacunas, todas las matrículas a la plataforma están cerradas actualmente. Hasta el 5 de julio, 134 personas se habían graduado y otras 500 se mantenían activas en los cursos de la plataforma, con una presencia mayoritariamente femenina, correspondiente a la estructura del sector periodístico en el país.

A juicio de la vicedirectora, el aula virtual llegó para quedarse. “Si bien reanudaremos los cursos presenciales en cuanto la situación epidemiológica lo permita, se mantendrá siempre con nuevas propuestas”, apuntó.

Un plus valioso

Paralelo a la promoción de los cursos, el equipo de comunicación del IIPJM comparte en el espacio virtual herramientas especializadas que brindan recursos informativos y recomendaciones para el tratamiento adecuado de diferentes temáticas y la promoción del ejercicio de un #PeriodismoResponsable:

Hasta el momento, mediante el sitio institucional del instituto, se han publicado:

  • -12 tips para estudiar a distancia.
  • -#HerramientasParaPeriodistas. 14 Jornadas Cubanas contra la Homofobia y la Transfobia.
  • -#HerramientasParaPeriodistas. COVID-19 y dinámicas demográficas.
  • -#HerramientasParaPeriodistas: Apuesta por el Medio Ambiente.
  • -#HerramientasParaPeriodistas: Temporada ciclónica 2021. (2021)

Su dirección email no será publicada. Los campos marcados * son obligatorios.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.