El ministro cubano de Economía, Alejandro Gil, asegura que las nuevas medidas para potenciar el comercio interior tiene como objetivo dinamizar la industria nacional, generar empleo y satisfacer la demanda del pueblo.