El ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez, condena la expulsión de dos diplomáticos de la representación permanente de su país en Naciones Unidas.