El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, califica de ejemplar la misión de los 40 miembros del contingente médico Henry Reeve que concluyó su labor en Mozambique, país afectado por el paso del huracán Idai.