La representación de Cuba ante la ONU reafirma su respaldo a un mundo libre de armas nucleares y destaca la importancia del establecimiento de una zona libre de esos dispositivos en el Medio Oriente.