Petróleo de Argelia y Rusia en auxilio de Cuba

El petróleo argelino y ruso compensa parcialmente la contracción del suministro de Venezuela a la economía cubana.

Los problemas de producción de Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA) han obligado a recortar el suministro de crudo a Cuba.

Foto: Tomada de https://infocifras.org

Argelia prometió repetir en 2018 el suministro de 2,1 millones de barriles de crudo a Cuba, en un ejercicio que comenzó hace poco más de un año como paliativo a la severa contracción en el abastecimiento de petróleo de Venezuela. Rusia también se encuentra entre los candidatos para proveer con su petróleo a la economía cubana.

El vicepresidente comercial de la empresa estatal argelina Sonatrach, Omar Maaliou, declaró hace unos días a medios internacionales de prensa que en 2017 fueron entregados“un total de 2,1 millones de barriles de crudo a Cuba”. Y anunció: “Haremos lo mismo este año”.

Pacto para el suministro de petróleo argelino a Cuba

 

Argelia se comprometió con suministrar combustibles a Cuba durante los próximos tres años (2019, 2020 y 2021), mediante un convenio intergubernamental que el ministro cubano de Comercio Exterior, Rodrigo Malmierca, calificó como uno de los más importantes acuerdos entre ambos países de los últimos tiempos.

El documento fue firmado el martes 31 de enero durante la visita a La Habana de una delegación argelina encabezada por el ministro de Salud, Población y Reforma Hospitalaria, MokhtarHasbellaoui. En la ocasión también se firmaron contratos comerciales entre la empresa argelina Sonatrach y la Unión Cuba-Petróleo (Cupet).

A la par del convenio petrolero, ambos gobiernos firmaron un acuerdo para ampliar los servicios médicos cubanos a Argelia y documentos para dar continuidad a la cooperación en sectores como biotecnología, recursos hidráulicos, deporte, agricultura, educación básica y superior, promoción del comercio exterior e inversión extranjera.

Amparado por estrechas relaciones bilaterales, Argelia suministra a La Habana desde hace varios años entre 200 y 300 millones de dólares en productos derivados del petróleo. La venta de crudo argelino se agregó a esta lista por primera vez en 2016, para mezclarlo con crudos pesados y paliar la abrupta disminución del suministro de crudo venezolano a Cuba.

La primera venta, que ascendió a unos 515.000 barriles, tuvo lugar en octubre de 2016. Ese año había caído un 40 por ciento el envío de crudo de Venezuela a Cuba, según reportes de PDVSA, coyuntura que “obligó a la compra de unos cien millones de dólares de combustible, a pesar de lo cual no se logró compensar el descenso de las entregas venezolanas”, comentó el analista cubano José Luis Rodríguez.

Además de las compras de petróleo a Argelia, Cuba contó en 2017 conabastecimiento desde Rusia.

Al respecto, la compañía petrolera rusa Rosneft informó en noviembre pasado que, en cooperación con la empresa Cubametales, suministró a Cuba 200.000 toneladas de petróleo entre julio y agosto del año pasado y unas 17.000 toneladas de derivados de crudo.

En diciembre, el presidente ejecutivo de Rosneft, Igor Sechin, visitó a La Habana, donde se reunió con el mandatario cubano Raúl Castro, el ministro de Economía, Ricardo Cabrisas, y otras autoridades. Sechin declaró que ampliaría la cooperación con Cuba.

En el primer semestre de 2017, el suministro de crudo venezolano a Cuba disminuyó otro 13 por ciento.

Hasta el 2016 Cuba dependía casi exclusivamente de la nación sudamericana para obtener crudo, mediante un programa de asistencia en vigor desde hace más de 15 años. Pero la producción petrolera venezolana cayó en su peor declive en más de una década, por la baja mundial de los precios y otros conflictos. Esta coyuntura ha dado entrada a dos suministradores bien conocidos por Cuba: Argelia y Rusia (2018).

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.