Carta Circular del Centro Cristiano de Reflexión y Diálogo sobre el COVID-19

Ante la pandemia del COVID-19.

Cárdenas, 16 de marzo de 2020.

Queridos Hermanos, Amigos, Funcionarios de Copartes, Embajadas y otras instituciones de relacionamiento.

Nuestro Centro, en plena sintonía con diversas denominaciones eclesiales y entidades gubernamentales cubanas, quiere dejar bien manifiesta su total disposición de cooperar en todo lo que esté a su alcance, tal como lo exige este inusitado momento histórico que está viviendo la Humanidad ante la pandemia del coronavirus,

Como institución de la sociedad civil con un accionar básicamente social, tenemos la responsabilidad de observar y respetar todas las normas y orientaciones conductuales que han emanado del Ministerio de Salud y que están siendo difundidas ampliamente por los medios de prensa y las redes sociales.

En estos momentos estamos realizando una evaluación detallada del programa de actividades planificadas para el presente año y vamos a adoptar un grupo de decisiones encaminadas a recalendariar eventos que impliquen la concentración de colectivos de personas en nuestra Institución o en talleres concebidos en las comunidades en las que incidimos, procurando mantener distancias mínimas entre los participantes y garantizarles las más elementales medidas de desinfección de todas las áreas y de protección de cada uno de los participantes.

Tenemos la disposición de continuar ofreciendo los servicios diakónicos de nuestro Centro y la tradicional atención a personas afectadas por situaciones de vulnerabilidad psicosocial, pero intencionaremos estas acciones evitando las afluencias, al tiempo que procuraremos la asepsia de las manos de quienes asisten a nuestra sede central.

Paralelamente mantendremos una exquisita limpieza y ordenamiento de todos los espacios de la institución, extremando las protecciones durante la manipulación de los alimentos e intensificaremos las visitas profilácticas hacia las personas de la tercera edad, atendiéndolos con extremo cuidado ante eventuales manifestaciones que se den sobre apariciones de fiebres, dificultades respiratorias y otros síntomas de dudosa razón.

Se impone, asimismo, que mantengamos en oración a quienes lamentablemente puedan ser afectados por el COVID-19, así como el personal profesional dedicado a su mejoría.

Estamos activando el Programa de Emergencias Comunitarias con el objetivo de, si las circunstancias nos obligaren, luchar por la obtención de recursos materiales que sirvan para paliar en alguna medida los desastrosos efectos de esta enfermedad, enfatizando fundamentalmente las acciones de prevención y acompañamiento.

Una vez más nos ponemos en las manos de nuestro Creador

MSc. Rita María García Morris

Directora Ejecutiva

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.