Nueva constitución cubana llega entre tensiones

En un acto solemne y patriótico, la víspera entró en vigor la ley fundamental, aprobada en plebiscito el pasado febrero, a 150 años de la primera constitución de la República en Armas.

Cuba aprueba en sesión extraordinaria de la IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP, parlamento unicameral), una nueva constitución con la que se proclama un estado socialista de derecho.

Foto: Tomada de habanaradio.cu

La Habana, 11 abr.- En un contexto adverso por la escalada agresiva del gobierno estadounidense hacia Latinoamérica y tensiones internas debido a la recaída económica, Cuba puso en vigor la víspera una nueva constitución, con la que se proclama un estado socialista de derecho.

La sesión solemne de la sesión extraordinaria de la IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP, parlamento unicameral) estuvo cargada de simbolismo, al coincidir con el aniversario 150 de la Constitución de Guáimaro, la primera carta magna de la República en Armas.

En el discurso de proclamación, el primer secretario del Partido Comunista de Cuba, Raúl Castro, llamó a estar alertas y conscientes de que el país enfrenta dificultades adicionales, que pudieran agravarse en los próximos meses.

La nueva Ley de leyes

Refrendada con el voto positivo de 6.816.169 electores, según dio a conocer la presidenta de la Comisión Electoral Nacional, Alina Balseiro, la nueva constitución cuenta con 229 artículos, 11 títulos, dos disposiciones especiales, 13 transitorias y dos finales.

A su juicio, no se trata de regresar a la fase aguda de la crisis, que comenzó en 1991 y se extiende hasta la actualidad, porque hoy es otro el panorama en cuanto a la diversificación de la economía.

Sin embargo, remarcó: “tenemos que prepararnos siempre para la peor variante”.

Frente al turbulento escenario conformado, amplió, se han definido como prioridades la preparación del país para la defensa y el desarrollo de la economía nacional.

Para la primera, desde hace meses se acometen medidas en interés de reforzar la capacidad y disposición combativa de las fuerzas armadas y el sistema defensivo de la nación, reveló el expresidente (2008-2018).

A su vez, se han adoptado un grupo de decisiones para encauzar el desempeño de la economía y resistir y vencer los nuevos obstáculos que nos impone el recrudecimiento del cerco económico y financiero, sin renunciar a los programas de desarrollo en curso.

Castro consideró prioritario redoblar esfuerzos por incrementar las producciones nacionales, en particular, los alimentos, revisar los gastos y suprimir los prescindibles, elevar la eficiencia energética, especialmente los combustibles.

Pese a su inmenso poder, “el imperialismo no posee la capacidad de quebrar la dignidad de un pueblo unido, orgulloso de su historia y libertad, conquistadas a fuerza de tanto sacrificio”, resaltó.

El líder partidista aludió al galopante deterioro de las relaciones bilaterales con Estados Unidos y la arremetida del gobierno estadounidense hacia la región, en particular, contra Venezuela.

El anuncio de que el parlamento cubano continuará su labor el 11 y 12 de abril en comisiones, y el 13 reanudará la sesión extraordinaria para analizar asuntos económicos y sociales, es interpretado por la población como una señal de la gravedad del momento.

2019 sigue intenso

“Más que una reforma, (Cuba) requería de una nueva Constitución, que no se limitara a actualizar el orden económico y social, sino que profundizara en deberes y derechos de los ciudadanos y otros aspectos relevantes, pensando en el hoy y sobre todo el futuro de la nación”, consideró Castro.

A su juicio, “no basta con proclamarla, es necesario hacer efectivos sus preceptos, corresponderá a esta asamblea una intensa actividad legislativa para aprobar las normas dispuestas en sus disposiciones transitorias”.

En la actualidad, el parlamento analiza las leyes de pesca y de símbolos patrios, pero la ciudadanía, de las más diversas formas, continúa reclamando una para la protección animal.

Según Castro, entre las tareas inmediatas por venir están la aprobación de una nueva ley electoral, en cuyo proyecto ya se trabaja, con el propósito de presentarlo a la asamblea en su próxima sesión ordinaria, que habitualmente realiza en julio.

A partir de esa norma jurídica, el parlamento elegirá el Consejo Electoral Nacional y de conformidad con la Constitución. Antes de los tres meses siguientes, la asamblea elegirá a su presidente, vicepresidente y secretario, los demás miembros del Consejo de Estado y al presidente y primer vicepresidente de la República.

Una vez elegido, el presidente presentará a la aprobación de la ANPP el nuevo gobierno y el parlamento designará al Primer Ministro, a los viceprimeros ministros, al secretario y demás miembros del Consejo de Ministros.

De acuerdo con Castro, se trabajará para que todas esas acciones se materialicen antes de concluir este año, mientras que a inicios de 2020 corresponderá la elección de los gobernadores y vicegobernadores provinciales, así como la designación, por las asambleas municipales de los intendentes. (2019)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.