Mídete, por la no violencia hacia la niñez y adolescencia cubanas

La campaña impulsa alianzas con diversas iniciativas y proyectos para desarrollar hasta 2024

Entre las novedades de Mídete está el uso responsable de las redes sociales virtuales, justo donde nació la campaña, cuando era imposible lo presencial debido a la epidemia.

Foto: Tomada de la página en Facebook del Programa Cultural de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana

La Habana, 30 nov.- Mídete, una campaña nativa digital concebida junto a un equipo creativo de adolescentes, que se enfoca desde diversas perspectivas hacia la violencia en la niñez y la adolescencia, llegará hasta 2024 a diferentes escenarios virtuales y presenciales.

Impulsada por el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), la iniciativa fue presentada por primera vez de manera presencial durante la celebración del cuarto aniversario del Centro A+ espacios adolescentes, de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana, donde muchachas y muchachos entre 14 y 18 años validaron la identidad visual y las principales líneas estratégicas de la campaña.

Esta iniciativa, que se anunció en marzo mediante las redes sociales, en el contexto de la pandemia de covid-19, se focaliza en prevenir la violencia que impacta a niñas, niños y adolescentes tratando de desnaturalizar prácticas que normalizan de alguna manera conductas agresivas hacia ellos.

Además de la niñez y la adolescencia en situación de vulnerabilidad o víctima de violencia, la campaña va dirigida también a las familias (padres, madres y otras personas cuidadoras), los docentes, las redes de apoyo y el personal de servicios profesionales que puedan contribuir a prevenir y actuar ante el problema.

La campaña se desarrolla asociada a dos frases, la primera: “Usa una talla sin violencia”, destinada a la adolescencia, y la segunda: “Educa, ama y convive sin violencia”, para las personas adultas, que conecta con el espacio escolar, el hogar y la comunidad.

La campaña por dentro

Varios componentes integran la iniciativa que tiene como eje transversal la violencia basada en género, entre ellos, la crianza positiva, de manera que las familias y las personas cuidadoras puedan incorporar en sus métodos de educación en casa maneras que no violenten ni psicológica ni físicamente a la infancia y la adolescencia.

Fuentes de la campaña explican que estudios realizados por Unicef más allá de Cuba arrojan que cuando padres, madres y quienes cuidan aprenden sobre crianza respetuosa, cambia la perspectiva de educación.

Para ello, se aprovecha la multiplataforma de crianza respetuosa existente desde la Facultad de Psicología, de la Universidad de La Habana. Surgida en tiempos de la covid-19, tiene ahora un espacio de acompañamiento a más largo plazo.

Otra de las líneas de trabajo esenciales es la dedicada directamente a la adolescencia, entre 13 y 18 años, con la atención a la violencia entre pares, el abuso, las burlas, el bullying, el acoso escolar, el abuso sexual infantil y la violencia basada en género.

Las acciones hacia las generaciones jóvenes buscan la asesoría del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), institución del sistema de la salud pública con experiencia en la atención a víctimas de abuso sexual, y desmontar mitos acerca de este fenómeno, que en no pocos casos ocurre inadvertido, casi ante los ojos de las familias.

Entre las novedades de Mídete está el uso responsable de las redes sociales virtuales, justo donde nació la campaña, en momentos en que era imposible lo presencial debido a la epidemia.

En ese sentido, no se trata de irrespetar el derecho a la privacidad de la niñez y la adolescencia, sino de trabajar en el control parental y el acompañamiento, de manera que la experiencia no los ponga en riesgo, lo que demanda cierta alfabetización de las personas adultas que, como en todas las esferas de la vida, tienen la responsabilidad de acompañar a su descendencia.

Antecedentes

No es la primera ocasión en que Unicef se acerca a este tema. En la oriental provincia de Granma se desarrolla un proyecto que trabaja el asunto con un fuerte componente de protección desde la literatura, en la Casa de la Cultura de Jiguaní.

Igualmente, se han establecido alianzas con la campaña Evoluciona, del Centro Oscar Arnulfo Romero (OAR), y la Editora Abril y sus publicaciones Zunzún, Somos jóvenes y Pioneros, así como con los proyectos Gente con swing, de la revista Muchacha, y Escaramujo, de la Universidad de La Habana, de manera que la campaña trascienda los espacios de Unicef.

Otro ámbito para Mídete son las escuelas de oficio, donde el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia desarrolla el proyecto Utilidad para la vida, con el fin de darles a estudiantes y docentes herramientas que permitan identificar y tratar las manifestaciones de violencia existentes.

Próximos pasos

Mídete tiene en su camino el análisis del contexto para planificar acciones virtuales y presenciales, el apoyo con insumos comunicativos en diversos soportes a los procesos de orientación a las familias sobre crianza respetuosa, uso responsable de redes sociales y prevención/atención de la violencia, en particular, la violencia de género y el abuso sexual infantil.

Igualmente, se trabajará para fortalecer las capacidades de instituciones contrapartes como entornos protectores de la infancia, acompañar procesos creativos con adolescentes que les permitan conocer más de estos temas y expresarse sobre ellos en grupos de pares.

A su vez, se buscará intencionar investigaciones o estudios relativos a los temas de la campaña, que aporten información útil para tomar decisiones, sensibilizar y evaluar el impacto del trabajo realizado, identificar nuevas alianzas, influencers e iniciativas que puedan multiplicar los mensajes de la campaña

Mídete se propone también contribuir a que se conozcan los servicios en el país para atender a niñas, niños y adolescentes víctimas o en situación de vulnerabilidad ante la violencia, e identificar buenas prácticas y aprendizajes en la ruta a favor del derecho de niñas, niños y adolescentes a crecer y vivir sin violencia. (2021).

Su dirección email no será publicada. Los campos marcados * son obligatorios.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.