Libro desempolva historias y costumbres cubanas

Casi medio centenar de crónicas periodísticas traen al presente singulares acontecimientos, personajes, mitos y leyendas de Cuba.

El libro Cuba en sepia fue publicado por Ediciones Boloña, casa editorial de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana.

La Habana, 20 dic.- Como un libro conformado a partir de las vivencias cotidianas y las evocaciones del pasado fue calificado el texto Cuba en sepia, compilación de crónicas periodísticas sobre diversos aspectos de la historia, las costumbres y la cultura de la nación caribeña.

El volumen recoge una selección de crónicas del escritor, periodista y editor José Antonio Michelena divulgadas en la primera década del presente siglo, en la sección “Cuba, más acá del Olvido”, de la revista Cultura y Sociedad, publicación ya desaparecida de la corresponsalía de Inter Press Service (IPS) en Cuba.

“Este libro se nutrió de las historias, reseñas, críticas literarias y artículos de escritores, periodistas e historiadores, pero también se alimentó de las memorias y recuerdos de las vivencias diarias”, comentó el autor durante la presentación del texto, el pasado 15 de diciembre, en el Centro Histórico de la capital cubana.

“En esas páginas hay nostalgia, cariño y mucho amor hacia personajes y lugares que ocupan un lugar especial en los corazones de las personas”, agregó el también compilador de los libros La crítica cubana entre el fuego de dos siglos (2010) y (A)cercando a Leonardo Padura (2014).

Según dijo, su “mayor alegría será que Cuba en sepia llegue al público y complete así su ciclo creativo”.

Michelena agradeció a Elsa Methol, exdirectora de la oficina de IPS en Cuba, quien “era la primera lectora y animadora de esas crónicas”.

De igual modo, expresó su gratitud al escritor Leonardo Padura, prologuista del volumen y editor  durante muchos años de Cultura y Sociedad, en la cual salieron a la luz la mayoría de los artículos que figuran en Cuba en sepia.

En el prólogo, Leonardo Padura reconoce la “minuciosidad investigativa” y “profundidad” del autor.

“Michelena tuvo el propósito no solo de salvar del olvido ciertos acontecimientos, personajes, costumbres y hasta leyendas relegados de la historia cubana, sino salvarlas a ellas mismas del olvido que amenaza todo lo publicado en periódicos y revistas, y darle una vida más larga cuando se integraran en un libro”, subraya el reconocido novelista.

Resalta además que el texto es un ejercicio de “periodismo coherente, ameno, profundo, bien documentado y, sobre todo, empeñado en el rescate y revitalización de una memoria de lo que fuimos y gracias a la cual podemos entender (¿podemos?) lo que somos”.

Para el investigador y ensayista Félix Julio Alfonso,  el libro “es una obra para conservar, porque recupera fragmentos de historia, hilos de la memoria, huellas, mito, emblemas, indicios de un tiempo ido, quizás, para siempre”.

“Y lo hace a través de textos impresionistas, narrativas minimalistas (…), que nos devuelven con lucidez y encanto, viejas postales descoloridas”, sostuvo.

Cuba en sepia obtuvo recientemente el Premio de la Crítica Literaria 2016, galardón anual que otorgan el Centro Dulce María Loynaz y el Instituto Cubano del Libro a las diez mejores obras publicadas en todas las editoriales del país. (2016)

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.