Licet Zayas: Mujer que retrata mujeres

Una provinciana que se arriesga en la fotografía cubana.

Licet Zayas, (izquierda) en la entrega del premio en el Salón de Artes visuales de Jaguey Grande.

Foto: Tomada de Alma Mater, del fotógrafo Elio Miranda.

En el 2006, cuando Licet Zayas Tihert se graduó de criminalística, no imaginaba que una década después sería una de las artistas más jóvenes y actualmente más reconocidas en su pueblecito matancero de Jagüey Grande.

Cuenta que trabajar hasta el 2015 como especialista de retratos hablados le abrió las puertas a la edición de fotos y a las cámaras digitales de pequeños formatos. Sin embargo, el convivir con su actual pareja, proveniente de una familia entregada por completo a las artes visuales, fue el detonante de este despertar.

Tengo mucho que agradecerle a él, fue la primera persona que me apoyó y creyó en mis capacidades, desde el primer día. Cuando comencé a vivir en su casa todo era un ambiente artístico: él pintaba, mi suegra también, y ese espíritu creativo me motivó mucho a sacar todo lo que tenía adentro. Mis primeros pasos fueron por la pintura, que me encanta.

Soy de lo que ves

Foto: Licet Zayas Tihert

¿Cómo comienzas entonces a experimentar con la fotografía?

Me inicié en el arte por la pintura. Participé en dos exposiciones, pero me quedó el deseo de expresar más. Al no tener una formación académica, me cuesta mucho plasmar mis ideas a través de esta manifestación. Fue así que empecé a incursionar en la fotografía. Mediante las luces y las sombras logro expresar mis inquietudes y mi perspectiva de la vida.

Licet Zayas ha participado desde la segunda hasta la quinta edición del Salón de las Artes visuales Mujeres, de Jagüey Grande. En la última de ellas, celebrada en marzo de 2017, obtuvo el primer premio que entrega del OAR, el de la popularidad, el premio Santuario de Nuestra Señora Alta Gracia, el otorgado por el Centro Universitario del territorio, el del Museo Municipal, el de la Casa de Cultura, de la CCS Camilo Cienfuegos y de la Dirección Municipal de Cultura.

¿Cuándo decides participar en el salón Mujeres, que de conjunto convocan la galería de Jagüey Grande y el Centro de Reflexión Oscar Arnulfo Romero (OAR)?

Con unas cuantas pinturas ya terminadas, mi pareja me incentivó a participar en el salón. Esa primera vez presenté un cuadro. El simple hecho de que lo aceptara en la exhibición fue un sueño para mí.

De ahí en adelante he participado en cuatro salones de este tipo en mi municipio: los dos primeros con obras plásticas, y los otros dos con fotografías. También estuve en uno de los concursos de fotografía promovido por el sitio Web Circuito Líquido.

¿Qué tipo de fotos prefieres?

Aquella en la que los elementos de mi escena están en función de los conceptos que pretendo expresar.

Despertar

Foto: Licet Zayas Tihert

¿Y cuáles son esos conceptos?

Los que tienen que ver con los temas de género, las problemáticas sociales, todo lo que se vincula a situaciones cotidianas de la vida diaria a las que a veces no prestamos mucha atención y, sin embargo, tienen una gran carga de sentido.

El Salón de las Artes visuales Mujeres, de la localidad matancera de Jagüey Grande, además de promover a la comunidad artística interesada en los temas de género, gestiona capacitaciones, diagnósticos comunitarios y campañas de bien público por la equidad entre mujeres y hombres.

¿Cómo defines tus composiciones fotográficas desde el punto de vista formal o con qué conceptos asociados a ella te sientes más cómoda?

Es difícil hablar de la parte formal de mi obra, ya que recién empiezo y me queda mucho por aprender y experimentar. No obstante, debo señalar que como solución formal y conceptual utilizo el blanco y negro pues me proporciona unidad e integra los elementos de la composición. Solo utilizo el color en planos específicos que me interesa resaltar. En las composiciones ubico a la modelo y los objetos en el espacio que quiero recrear y busco el ángulo que más apoye mi idea, logrando una proyección parecida a un espacio instalativo donde todo va en función de mi imaginación.

Despertar 5

Foto: Licet Zayas Tihert

¿Cuán difícil e interesante resulta para ti redescubrir la vida de tu pueblo mediante la mirada de la fotografía?

Lo más difícil es que nunca he pasado cursos de fotografía, ni tengo recursos, todo lo que hago es de manera autodidacta. Además, me gustaría seguir aprendiendo y poder mostrar lo que hago en otros lugares, que no solo se quede en el público de mi pueblo. Pienso que siempre hay que tener mente positiva y estudiar mucho y mi filosofía es que cuando tengo una idea o una inquietud, corro a expresarla, a atreverme y a hacerla”. (2017)

Un comentario

  1. Marta Elena Herrera Alvarez

    Magníficas fotos por su expresividad y romper con la monotonía de ser hombres los que retraten a las mujeres, en nosotras hay potencial artístico sufieciente y estas fotos lo demuestran. Felicidades, siga adelante.

Normas para comentar:

  • Los comentarios deben estar relacionados con el tema propuesto en el artículo.
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios que incumplan con las normas de este sitio.